Los pescadores de La Línea de la Concepción (Cádiz) han asegurado que, "guste o no", seguirán faenando en el caladero próximo a Gibraltar en el que el pasado verano fueron arrojados 70 bloques de hormigón por parte de las autoridades gibraltareñas.

Así lo ha asegurado a Europa Press el expatrón mayor de la cofradía de pescadores linense, Leoncio Fernández, que este lunes ha interpuesto en el juzgado una denuncia por "acoso" contra Gibraltar a raíz del movimiento de uno de los bloques de hormigón por parte de buzos de la Fundación de Defensa de la Nación Española (Denaes) en una operación conjunta con los pescadores.

Fuentes cercanas al caso han indicado a Europa Press que, a cuenta de estos hechos, se ha producido un cruce de denuncias entre todas las partes implicadas. Apuntan las citadas fuentes que por el momento se están intentando esclarecer lo ocurrido en base a la recogida de testimonios.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.