El secretario general de UPA-A, Agustín Rodríguez, ha rechazado este miércoles el modelo de regionalización de ayudas de la Política Agraria Común (PAC) que propone el Gobierno nacional porque "en la práctica supone la aplicación de la tasa plana".

Así, ha reclamado un modelo de ayudas de 42 regiones, el máximo que permite Bruselas para responder a la diversidad de la agricultura y la ganadería que hay en España, en lugar de las 23 que plantea el Ministerio.

En una nota, UPA-A apunta que de esta manera se evitaría la aplicación real de la tasa plana, con "trasvases millonarios" de fondos desde Andalucía hacia otros territorios y para defender el modelo de agricultura y ganadería productiva frente a la especulativa".

Para UPA-A, la propuesta que baraja el Ministerio es "una burla general, porque no se respetan los derechos históricos de las comunidades autónomas (ayudas generadas por agricultores y ganaderos), algo que se consiguió en Bruselas, y no evita ni mucho menos los trasvases de la agricultura y ganadería productiva hacia la especulativa".

Rodríguez ha explicado que "el Ministerio concentra el grueso de las ayudas en tres regiones de las 23 que plantea, lo que en la práctica es aplicar la tasa plana". Así, señala que mientras que "en las primeras regiones los tramos son muy cortos, en las tres últimas la convergencia es mayor, con transferencias territoriales y entre explotaciones enormes".

"¿Por qué los primeros tramos son muy cortos y no habrá casi transferencias y los tres últimos son tan grandes? ¿A quién perjudican los tramos mayores?, pues al bajo Guadalquivir y al olivar tradicional de la provincia de Jaén y buena parte de Córdoba. Esta propuesta conllevaría trasvases importantísimos desde Andalucía, de donde saldrían millones de euros a otras regiones", ha subrayado.

En este sentido, ha insistido en que "no se puede soportar un modelo de política agraria comunitaria que no apueste por la productividad y el empleo".

En cuanto a las ayudas asociadas, UPA ha reclamado un modelo "objetivo, homogéneo y no discriminatorio".

Por último, Rodríguez ha señalado que "el Ministerio no puede seguir en un modelo de ayudas que lo dicte el partido del Gobierno". "Los agricultores y ganaderos en Andalucía no tienen color político, sino intereses económicos, y producimos para generar empleo y exportar a más de 50 países de todo el mundo", ha cerrado.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.