Una fuga de película de una cárcel berlinesa pone en jaque a la Policía alemana

  • Los presos serraron los barrotes de su celda, se descolgaron hasta el patio gracias a unas sábanas anudadas y lograron saltar un muro y una alambrada.
  • La Policía se encontró en la celda una nota en la que se podía leer: "Tengo que hacer un recado, vuelvo en tres semanas".
  • Se ha abierto un expediente disciplinario a los trabajadores que estaban encargados de la central de alarmas.
Vista del interior de la prisión de Moabit, en Berlín.
Vista del interior de la prisión de Moabit, en Berlín.
GTRES

La Policía alemana busca a dos presos que lograron escapar este lunes de la prisión de Moabit, en Berlín, tras protagonizar una fuga de película, en la que serraron los barrotes de su celda, se descolgaron hasta el patio gracias a unas sábanas anudadas y lograron saltar un muro y una alambrada.

Los detalles que se van filtrando a los medios de comunicación sobre la fuga han puesto en jaque a la Policía, que, según ha publicado este martes el popular diario Bild, encontró en la celda un mensaje escrito en una cuartilla supuestamente por uno de los presos huidos: "Tengo que hacer un recado, vuelvo en tres semanas".

Según la versión del ministro de Justicia de la ciudad-estado de Berlín, Thomas Heilmann, el personal falló a la hora de evitar la fuga y se ha abierto un expediente disciplinario a los trabajadores que estaban encargados ayer de la central de alarmas.

Debían haber visto a los dos presos en los monitores de seguridad y, cuando saltó la alarma, la apagaron creyendo que se había disparado por error.

Sospechas de un cómplice

Se trata de la primera fuga que se registra en la prisión de Moabit en los últimos quince años y la dirección de la prisión ya ha acordado abrir una investigación independiente.

Uno de los objetivos será averiguar quién pudo ayudar a los prisioneros en su fuga, ya que, como ha dado a entender este martes Heilmann, hay sospechas de que tuvieron algún cómplice.

Además de saltar un muro, debieron superar una valla de alambre de espino que, al parecer, no había quedado anclada tras unas obras realizadas en las instalaciones.

El ministro garantizó que no hay peligro para la población y no quiso facilitar las identidades de los fugados para no perjudicar la investigación, aunque medios locales apuntaron que uno de los presos sería un presunto asesino.

El diario Bild incluso ha publicado la fotografía de uno de ellos, Ulrich Z., presunto autor de la nota encontrada en la celda, condenado por robo y pendiente de juicio por un presunto asesinato.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento