La Junta de Andalucía está terminando de tramitar la solicitud presentada por una empresa para investigar la posible presencia de galena en la provincia de Jaén, en concreto en el área minera de Linares.

Así lo ha señalado este martes a preguntas de los periodistas la directora general de Industria, Energía y Minas, María José Asensio, quien ha explicado la petición se presentó ante la Delegación de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo para investigar la existencia de este "mineral relacionado con el plomo", en concreto la galena está compuesto por éste y azufre.

Según ha explicado, el proyecto planteado por la firma North Recycling Work domiciliada en León, "compromete una inversión de 2,8 millones de euros" y es, además, "muy extenso", con "277 cuadrículas mineras". Eso significa que se trata de "empezar a investigar", de modo lo lógico es que las empresas, cuando vayan "conociendo más", vayan también "reduciendo y afinando el terreno sobre el que tienen interés".

"Es muy interesante que en la provincia empiecen también la empresas a dedicar recursos para conocer mejor qué tipo de metales existen y si son rentables o no económicamente, que al fin es lo que importa", ha afirmado Asensio, quien ha considerado "una buena noticia" que se inicien a pedir estos permisos de investigación en Jaén en un momento de "boom de la minería".

Por otro lado, la directora general se ha referido, también a preguntas de los periodistas a la situación en la que podría quedar el sector del orujo con la nueva normativa del Ejecutivo central en materia de energías renovables. "No es de recibo que la política energética del Gobierno esté, además, hipotecando la rentabilidad económica de las industrias en general y agroalimentaria, en particular en este caso", ha dicho teniendo en cuenta las consecuencias que podrían tener para la actividad oleícola.

Por ello y tras destacar que el propio sector "lo está haciendo muy bien, poniendo sobre la mesa números y argumentos", ha añadido que la Junta está "apoyando esa argumentación e intentando llevar a todos los foros" ese panorama poco halagüeño.

La Asociación Nacional de Empresas de Aceite de Orujo de Oliva (ANEO) ha asegurado que el cambio "radical" que en la normativa energética daría "directamente en la línea de flotación del sector". Con esas modificaciones que afectan a las condiciones sobre las primas a renovables, las plantas con cogeneración eléctrica o generación de biomasa procedente del olivar podrían perder "entre el 35 y el 45 por ciento de sus ingresos" así como la destrucción de "unos 1.500 empleos directos y 7.500 indirectos", según sus cálculos.

Consulta aquí más noticias de Jaén.