En ella, Giovanni, un joven de 20años no logra quitarse de su mente al ex primer ministro al que considera el origen de los males de la sociedad italiana. En la película, dirigida por Berardo Carboni, su protagonista imagina incluso cómo sería el secuestro y posterior asesinatode Berlusconi, a quein considera  la rencarnación del mal.

El autor asegura que su película no incita a la violencia y sí a pensar en el desasosiego que causa el poder de Berlusconi, que busca ganar a toda costa. El film se estrenará en doce ciudades italianas más.