La Fiscalía de Málaga ha solicitado 16 años y medio de prisión para un hombre al que acusa de la muerte de otro, al que clavó un sacacorchos, y por lesionar a un amigo con el mismo objeto, tras una discusión ocurrida en la localidad malagueña de Mijas. Está previsto que el juicio se celebre con un jurado popular a partir del próximo 17 de marzo.

Los hechos sucedieron en agosto de 2012. Según las conclusiones provisionales del ministerio fiscal, a las que ha tenido acceso Europa Press, el acusado, tras acabar su jornada laboral como camarero de un restaurante se fue junto a su compañero a un bar, donde se encontraron con otros dos hombres y estuvieron bebiendo copas juntos.

El compañero se fue primero y, posteriormente, lo hicieron los otros tres, de forma que el acusado llevó a los dos hombres hasta la urbanización de uno de ellos. Estando en el garaje del edificio, sigue la acusación pública en su escrito inicial, se produjo una discusión y el imputado agredió a uno de los hombres con un sacacorchos.

Así, le dio en la cara "varias veces", produciéndole varias lesiones. Además, con la intención de acabar con la vida del otro amigo, le asestó "varios puñetazos en la cara y le clavó el sacacorchos en la cabeza", haciendo que "éste se cayera, se golpeara nuevamente en la cabeza contra la pared que quedaba a su espalda", dice la Fiscalía.

Esto le produjo la muerte por traumatismo craneoencefálico severo, según el fiscal. Por estos hechos, el ministerio público acusa al imputado de un delito de lesiones con instrumento peligroso, por el que pide que se le imponga una pena de tres años y medio de prisión; y de otro de homicidio, por el que solicita inicialmente 13 años de cárcel.

Respecto a la indemnización, se insta a que se condene al acusado a pagar 1.100 euros al hombre lesionado por las heridas causadas y las secuelas producidas. Asimismo, se pide que pague al hermano del fallecido la cantidad de 200.000 euros.

Consulta aquí más noticias de Málaga.