Agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona), pertenecientes a la Comandancia de la Guardia Civil de Huelva, han intervenido más de 40 muñecas por posible toxicidad en bazares de Ayamonte, Moguer, Gibraleón y Villalba del Arcor, en la provincia de Huelva.

Según ha informado el Instituto Armado en una nota, los agentes han realizado estos días y coincidiendo con la campaña de Reyes Magos una serie de inspecciones en bazares en busca de unas muñecas de la marca Hatong modelo 6369, A-197 y A-198, por estar incursas en una alerta sanitaria por posible toxicidad de los componentes de fabricación.

Como resultado de estas inspecciones, los guardias civiles del Seprona han inmovilizado ya más de 40 ejemplares de estas muñecas, ya que según la alerta sanitaria recibida, "poseen una presencia de ftalatos en cantidad superior a la permitida". Estos ftalatos son unas sustancias químicas sintéticas relacionadas estructuralmente con el ácido orgánico. Las intervenciones han sido realizadas en las localidades de Gibraleón, Moguer, Ayamonte y Villalba del Alcor, continuándose las mismas por toda la provincia.

Las juguetes correspondientes al modelo 6369 son muñecas a gatas con vestidos estampados, el modelo A-197 son unas muñecas bebés con la cabeza de un animal en el pecho y otras disfrazadas de tigre, mariposa y perrito; y las correspondientes al modelo A-198 son muñecas con cabeza de fresa, piña y tomate.

Estas muñecas, fabricadas en la República Popular China, están sometidas a un rechazo a la importación, ordenado por el Instituto Nacional de Consumo. De todos estos hechos la Guardia Civil ha formalizado las correspondientes actas dirigidas a las Autoridades Sanitarias, bajo quien se ha puesto a disposición también los juguetes intervenidos.

Consulta aquí más noticias de Huelva.