República Centroafricana
Fuerzas gubernamentales en Bangui, la capital de la República Centroafricana, en una imagen de archivo. GTRES

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) ha advertido de que la situación humanitaria en República Centroafricana (RCA) "sigue siendo precaria" y "la inseguridad está dificultando aún más el envío de ayuda humanitaria" en un momento en el que el número de desplazados internos dentro del país ha sobrepasado las 935.000 personas.

"Los ataques dirigidos contra civiles, los saqueos y la presencia de grupos armados en algunos asentamientos de desplazados han limitado gravemente el acceso de las agencias humanitarias a las personas que necesitan ayuda urgente", apunta la organización en un comunicado.

En Bangui, la capital, hay al menos 67 asentamientos donde se refugian más medio millón de personas

Sólo en la capital, Bangui, unas 512.672 personas están refugiadas actualmente en 67 asentamientos o están viviendo con familias de acogida. Esto representa más de la mitad de la población total de la capital centroafricana. Alrededor del 60% de estos desplazados son niños.

Los menores son además las víctimas favoritas de las partes en conflicto. Según ha denunciado Unicef, desde que se recrudeció el conflicto al menos 16 niños han sido brutalmente asesinados, varios de ellos decapitados".

"Es indispensable una mejora en la seguridad para que los trabajadores humanitarios puedan tener acceso a los desplazados y ofrecer ayuda humanitaria vital a cientos de miles de personas que la necesitan desesperadamente", indicó ACNUR.

Además, desde el pasado mes de marzo unos 75.000 refugiados han huido de la RCA hacia la República Democrática del Congo, la República del Congo, Chad y Camerún, elevando el número total de refugiados centroafricanos a unas 240.000 personas a finales de diciembre.