En los últimos años en nuestra Comunidad Autónoma, las unidades de salud mental y las políticas de atención comunitaria "han sido relegadas a un segundo plano, pasando a ser tener una política de actuación en materia de salud mental más propia de hace 30 años que de la actualidad", han señalado desde el PSOE en un comunicado.

La Rioja ha registrado un "importante retroceso" en recursos humanos para la atención en salud mental, habiendo visto congelada su plantilla en los últimos cinco años y "perdiendo un total de tres psiquiatras, que no han sido repuestos, de los dispositivos de atención en esta área".

Además se está produciendo un "importante retroceso" en la asignación de profesionales destinados a la salud mental en nuestra Comunidad, por lo que La Rioja se sitúa muy por debajo en el número de profesionales por pacientes respecto a comunidades próximas como Aragón, Navarra o el País Vasco.

"Unos malos datos", ha añadido el PSOE, que "se agravan en la atención de salud mental de la población infantojuvenil, que en La Rioja presenta importantes limitaciones de medios, a pesar del esfuerzo de los profesionales en este campo". En concreto, en nuestra Comunidad la unidad de salud mental infanto-juvenil de La Rioja "cuenta con un psiquiatra, un psicólogo a tiempo completo y otro a tiempo parcial, mientras que Álava con la misma población tiene un total de cuatro psiquiatras y cuatro psicólogos para esta misma asistencia".

Otro ejemplo de la gestión del Gobierno del PP en esta materia es la "conversión de centro de salud mental de Albelda en un centro geriátrico sin contenido psiquiátrico alguno que carece incluso de psiquiatras asignados a la atención de los residentes".

Consulta aquí más noticias de La Rioja.