El secretario general del PSOE de la ciudad de Jaén, Manuel Fernández, ha culpado este lunes al alcalde de la capital, José Enrique Fernández de Moya (PP), de haber "consumado una venganza política contra la Junta de Andalucía sin escrúpulos ni conciencia" al ratificarse en su decisión de denunciar el convenio para la prestación de la dependencia suscrito con la Administración autonómica, "sirviéndose" para ello, en su opinión, de "500 enfermos dependientes a los que ha dejado tirados en la cuneta".

En una nota difundida por el PSOE después de que la reunión al respecto de esta cuestión celebrada este lunes entre la consejera andaluza de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, y el propio alcalde haya concluido sin acuerdo, Fernández Palomino ha aseverado que el regidor "ya tenía tomada su decisión mucho antes de escuchar la solicitud de diálogo que le ha tendido la Junta de Andalucía trasladándole con ella la angustia y preocupación de personas dependientes, familiares y trabajadoras".

En esa línea, el representante socialista ha tachado de "gran mentira política" la postura que mantiene el gobierno local de que "la Junta no paga", porque "lo que hay es un impago mayor del Ayuntamiento a la empresa que presta el servicio" —en referencia a Multiservicios Jabalcuz, de ahí, según Fernández, "esa negativa a dialogar que le brindaba el Ejecutivo andaluz".

Además, el secretario general del PSOE capitalino ha subrayado que a pesar de que "la Junta habría cumplido con Jaén pagando solo el 50 por ciento de la ayuda, como marca la ley", la Administración autonómica está abonando "en la actualidad el 75 por ciento del auxilio que presta para suplir la parte de los fondos que no llegan del Gobierno de Rajoy", algo que, según ha lamentado, "el alcalde no valora".

Así las cosas, Fernández Palomino ha aseverado que, "una vez más, el alcalde se ha tirado al barro de un enfrentamiento con la Junta de Andalucía, que bien podía haberse tratado y solventado desde el diálogo y esa 'lealtad institucional' que tanto ha denostado en sus comparecencias públicas", y todo ello "trayéndole al pairo lo que más importa", que, en su opinión, es "responder a las necesidades de la gente de su ciudad; tanto más en este caso en que esas necesidades tienen mucho que ver con la vida y la calidad de vida de sus conciudadanos".

Por último, Manuel Fernández ha animado, por una parte, al alcalde a que "salga a la calle y se enfrente cara a cara con los vecinos a los que ha desahuciado con su decisión" y "les explique por qué los deja abandonados", así como "pruebe a ver si después su conciencia lo deja dormir tranquilo", mientras que ha pedido a la Junta que "minimice en la medida de lo posible los efectos de esta decisión sin precedentes de un regidor que da la espalda a la ciudadanía de Jaén más necesitada".

Consulta aquí más noticias de Jaén.