Yaser Arafat fue envenenado con polonio. Los análisis realizados por el Instituto de Radiofísica del Hospital Universitario de Lausana han encontrado niveles de polonio-210 radioactivo 18 veces superiores a lo normal en las muestras tomadas del cadáver del histórico líder palestino, según Al Jazeera, lo que podría confirmar la versión que dice que Arafat murió envenenado.

Los expertos están seguros en un porcentaje del 83% de que el líder palestino fue envenenado con polonio  Según la cadena catarí, los expertos están seguros en un porcentaje del 83% de que el líder palestino, fallecido a los 75 años, fue envenenado con polonio y consideran "de forma moderada" que el polonio fue la causa de su muerte.

Según un informe de 108 páginas del centro suizo, se detectaron altos niveles de polonio en las costillas y la pelvis de Arafat, así como en la tierra sobre la que se colocó su cuerpo sin vida. Científicos de Suiza, Francia y Rusia obtuvieron esas muestras el pasado noviembre tras la exhumación de los restos de Arafat, que yacían en el mausoleo de la ciudad palestina de Ramala.

El experto británico en Medicina Forense Dave Barclay declaró a Al Jazeera que con esos resultados está "completamente convencido" de que Arafat fue asesinado y señaló que todavía se desconoce quién está detrás de lo sucedido. "Él no estaba enfermo, pero esto responde a todas nuestras preguntas", ha afirmado al canal la viuda del líder palestino, Suha Arafat, que recibió una copia del informe y fue quien denunció la muerte en julio de 2012 a un tribunal de la ciudad francesa de Nanterre ante la posibilidad de un complot contra su esposo.

La viuda presentó esta denuncia después de que el Instituto de Radiación Física de Lausana descubriera restos de polonio-210 en algunas de las ropas y utensilios más privados del líder palestino.

Arafat, fundador de la Organización para la Liberación de Palestina y galardonado con el premio Nobel de la Paz en 1994, falleció en un hospital militar, cerca de París, el 11 de noviembre de 2004, después de varias semanas de agonía en Ramala, donde llevaba cerca de tres años cercado por Israel.