La presidenta de Aragón y del Partido Popular (PP) en la Comunidad autónoma, Luisa Fernanda Rudi, ha afirmado que "cuando aparece un garbanzo negro, una manzana podrida" en política, "patada y fuera", ha dicho, para reivindicar que "la inmensa mayoría de las personas que ejercemos responsabilidades públicas, de todos los partidos, cumplimos con nuestra obligación" y "queremos mejorar las cosas".

Así lo ha señalado en su intervención durante la celebración este domingo, 6 de octubre, del 'Día de la Afiliado', en el Santuario de Nuestra Señora de Rodanas, situado en el término municipal zaragozano de Épila. Allí se han dado cita más de 2.500 simpatizantes y militantes del PP de Aragón de toda la Comunidad.

Rudi ha sostenido que "la desafección política trae causa de la corrupción" y "hay que decirlo con toda claridad", pero "no se puede extender la mancha de la corrupción a todos porque la inmensa mayoría de quienes estamos en política somos gente normal".

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.