El titular del Juzgado de Instrucción número dos de Santiago de Compostela, José Antonio Vázquez Taín, ha decidido enviar a prisión al periodista Alfonso B.C., el padre de la niña encontrada muerta el pasado domingo, por un delito de homicidio, una imputación que podría ser modificada por la de asesinato según los hallazgos que revelen los resultados de toxicología.

El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) ha informado de que al padre de Asunta Basterra se le acaba de notificar el auto por el que se decreta su ingreso en prisión comunicada y sin fianza, en el que se le imputa un delito de "homicidio, posible asesinato, a la espera de los resultados de toxicología".

Fuentes jurídicas consultadas por Europa Press han confirmado que Alfonso B. ha mantenido su inocencia en el caso durante el interrogatorio que ha tenido lugar este viernes en los juzgados compostelanos.

En él, pese a que una de las pruebas de este caso reclamadas para la investigación son cámaras de seguridad de varios establecimientos del centro compostelano, no se han llegado a visionar imágenes de las horas que entre la desaparición de la niña y la 1.30 horas, cuando fue hallada fallecida.

El padre de la menor, periodista de 49 años de edad, se había negado a declarar ante la Guardia Civil desde que el pasado miércoles fue detenido por su vinculación con el crimen de su hija adoptiva, un día después que su mujer, Rosario P.O.. Este viernes ha contado su versión de los hechos ante el titular del Juzgado de Instrucción número dos de Santiago de Compostela, José Antonio Vázquez Taín, durante unas dos horas.

Alfonso B.C. acudió junto con su mujer a las 22.31 horas del pasado sábado a interponer una denuncia ante la Policía en Santiago por la desaparición de su hija. Tal y como recoge esta denuncia, Rosario P.O. indicó que, cuando llegó a su domicilio tras hacer unas compras, se encontró la puerta cerrada con llave y la alarma conectada. La niña no se encontraba allí.

Por ello, la madre llamó a su exmarido, que vive a escasos 25 metros de su domicilio, para comprobar si estaba con él. Al no tener noticias de la menor y tras esperar "un tiempo prudencial", los padres aseguraron que se pusieron en contacto con varios conocidos y amigos de la niña con resultado negativo.

Hallazgo y sospechas

Sobre la 1.30 horas del domingo, el cuerpo de la niña fue localizado en una pista forestal de Cacheiras, en el municipio de Teo, a unos cuatros kilómetros de Montouto, donde la madre posee una casa que heredó de sus padres, propiedad que el pasado miércoles fue sometida a un registro en profundidad. En este inmueble, entre otras pruebas, se recogió cuerda naranja similar a la hallada donde apareció el cuerpo de Asunta Basterra.

Los investigadores no creen, además, la versión dada por la madre, desmontada con el hallazgo de varias imágenes en las que puede verse a ella en su coche acompañada por su hija en dirección a Teo en una franja horaria en la que, según su testimonio, no estarían juntas.

La madre de Asunta Basterra fue detenida el martes y, tras prestar declaración en la mañana de este viernes, el juez ha decretado su ingreso en prisión comunicada y sin fianza por un "delito de homicidio, posible asesinato" en función de los resultados toxicológicos. El padre de la niña, detenido el miércoles tras el registro de la vivienda en Montouto, también ha sido enviado a prisión sin fianza tras declarar ante el juez con los mismos delitos que se le imputan a su exmujer.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.