La mayoría de las parroquias de Vigo se queja del saneamiento

Las Asociaciones de Vecinos denuncian la dejadez del Concello. La mala canalización de las aguas pluviales desborda las alcantarillas y las calles se llenan de desperdicios.
Reforma parada. En Navia hubo que reponer todo el saneamiento nuevo después de que las constructoras llenaran las tuberías de cemento. Las reparaciones empezaron, pero ahora están paradas. (M. Vila.)
Reforma parada. En Navia hubo que reponer todo el saneamiento nuevo después de que las constructoras llenaran las tuberías de cemento. Las reparaciones empezaron, pero ahora están paradas. (M. Vila.)
A falta de cuatro meses para las elecciones municipales, el Concello hizo pública ayer la inversión que ha realizado en mejoras en las redes de saneamiento y abastecimiento de aguas de la ciudad en los últimos dos años. Según la alcaldesa, Corina Porro, su Gobierno ha invertido 37 millones de euros en este sentido. La mayor parte del presupuesto ha ido para las parroquias. Algunas obras ya se han llevado a cabo y otras están pendientes, pero los vecinos no están del todo satisfechos y creen que queda mucho por hacer.Coruxo, Navia, Teis, Comesaña, Zamáns, Saiáns, Valadares, Lavadores, Candeán, Beade, Cabral y Bembrive tienen problemas con el saneamiento pese a que algunas de estas parroquias afrontan ya la segunda o la tercera fase de remodelación de sus redes.

La reivindicación principal es la canalización de las aguas pluviales. Coruxo es el ejemplo más claro de las consecuencias que tiene el no separar el agua de lluvia del agua residual en el alcantarillado. Aparte de la zona de la depuradora, uno de los puntos negros es la rúa Carrasqueira. Allí, cada vez que llueve, los vecinos aseguran que la calle se llena de desperdicios que van «desde patatas hasta condones».

El abastecimiento es el segundo tema estrella; aunque Porro dijera ayer que «la ciudad no tuvo problemas de este tipo en todo el año pasado». Francisco Blanco, presidente de la Asociación As Fontes en Lavadores, dice que «raro es el mes que no hay cortes de agua». Algo parecido ocurre en Zamáns, que ya ha solicitado una estación de bombeo nueva. En Beade, sin embargo, lo que escasea es la presión y necesitan tuberías más grandes.

Dinos

... qué echas en falta en tu barrio o parroquia

Cuéntanoslo en...

E-mail: nosevendevigo@20minutos.es

Correo: Manuel Nuñez, 4, 2.ª plta.

O en www.20minutos.es

Bus el fin de semana. Zamáns

La parroquia de Zamáns vive una situación peculiar los fines de semana. El Vitrasa no realiza servicios allí y los padres tienen que llevar a sus hijos en coche hasta el centro y recogerles cuando salen.

Más semáforos. Lavadores

Desde la Asociación As Fontes de Lavadores se quejan de que en el cruce entre las calles Lavadores y Gandarón hay accidentes de tráfico continuamente porque la zona carece de semáforos.

Carreras nocturnas. Navia

En el PAU de Navia siguen denunciando que la rúa Texugueiras sigue siendo el circuito de pruebas para coches de gran cilindrada. Los jóvenes se juntan los fines de semana y organizan carreras.

Parques infantiles. Teis

Los niños no tienen prácticamente donde jugar en Teis. Bien por falta de parques o por el penoso estado en el que se encuentran, desde la asociación San Pablo piden que al Concello más inversiones en este sentido.

Las aceras y el asfalto, la eterna reivindicación

Los baches son los compañeros de camino. Hace un año que el Gobierno de Corina Porro lanzó el denominado Plan Parroquias tras meses de negociaciones con los vecinos.

Pero a estas alturas, algunos todavía se preguntan dónde se quedó ya que el principal objetivo de este proyecto era la construcción o arreglo de las aceras y la reparación de las calzadas en los barrios de la periferia.

Navia, Teis, Lavadores, Oia, Zamáns, Candeán, Castrelos, Valadares, Comesaña, Coruxo y Saiáns siguen sin contar con unas aceras en condiciones.

De hecho, de todas las parroquias consultadas, la única en la que se mostraron satisfechos por las obras fue en Beade. En lo que se refiere al asfaltado de las calles, la situación es parecida.

Todo esto, unido a la falta de limpieza, de señalización, de pasos de peatones, de centros culturales, de jardines y zonas verdes o de un transporte regular, hace que las parroquias se sientan abandonadas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento