La Plataforma en defensa de l'Ensenyament Públic ha reclamado una "educación laica, en valenciano, de calidad, inclusiva, participativa y compensadora" en un acto reivindicativo llevado a cabo este lunes, coincidiendo con el inicio del curso en Secundaria y Bachillerato, a las puertas del IES Ravatxol de Castellar-Oliveral (Valencia).

Durante la protesta, la portavoz de la Plataforma y presidenta de la Federación de asociaciones de madres y padres de alumnos de la provincia de Valencia (FAPA-València), Eva Grimaltos, ha leído un manifiesto en el que ha señalado que "hace cuarenta años, en las postrimerías del franquismo, una generación de maestros y de padres y madres empezó a construir la enseñanza moderna en el País Valenciano y fue una generación que luchó por la implantación de la democracia, por la renovación pedagógica, por la normalización del valenciano a la enseñanza, que tenía muy claro que la educación es un derecho fundamental al servicio del alumnado y de la ciudadanía", informa la agrupación en un comunicado.

La Plataforma denuncia que la crisis económica "ha sido aprovechada para desmantelar, con el argumento de la austeridad, todo lo que se ha avanzado en los últimos años, con graves recortes de profesorado, ayudas y apoyo al alumnado".

"El Gobierno valenciano —ha continuado— ha estado favoreciendo la enseñanza privada y concertada en menoscabo del sistema público en los últimos años y está fomentando una enseñanza elitista y competitiva en lugar de una integradora y cooperativa".

"brecha social"

En este punto, reprochan que la nueva ley educativa en trámite parlamentario, la LOMCE, "avanza en el incremento de la brecha social entre el alumnado en lugar de combatir las desigualdades" y "también en el empeoramiento de las condiciones laborales del profesorado y elimina todo vestigio de participación democrática en los centros escolares de toda la comunidad educativa, entre otras cosas".

"No podemos ni queremos volver atrás en los avances conseguidos hasta ahora; somos conscientes de que todavía hace falta mucho trabajo para mejorar la calidad de la enseñanza, de las infraestructuras educativas, de la compensación de desigualdades, de la implantación del valenciano en todo el sistema educativo con normalidad y de un plurilingüismo real, de la consecución de una escuela laica, etc. y estamos trabajando desde los centros educativos, desde los barrios y pueblos, en la calle y donde haga falta para conseguirlo".

En este punto, subrayan que "la administración, los gobiernos, tienen un papel clave en el éxito del sistema educativo, y las políticas educativas de los gobiernos sucesivos del PP en el País Valenciano y actualmente al Gobierno español van en la línea de deshacer todos estos avances".

"La potenciación, en los últimos años, de un modelo económico basado en la especulación y la economía no productiva y el derroche de recursos públicos en obras y proyectos faraónicos ha hecho que nos situamos en peores condiciones para afrontar la crisis, un modelo, por cierto, que ha favorecido los casos de corrupción más graves que ha conocido el estado español en su historia", añaden.

"La comunidad educativa y la ciudadanía valenciana dice no a esta involución que pretenden los gobiernos valenciano y español y dice sí a una escuela pública, laica, en valenciano, de calidad, inclusiva, participativa y compensadora, porque nos jugamos el futuro", han concluido.

Consulta aquí más noticias de Valencia.