La portavoz socialista en el Ayuntamiento de Málaga, María Gámez, ha anunciado que su grupo defenderá una moción para que el Ministerio de Fomento colabore en el proyecto de parque del Campamento Benítez, al asegurar que "la cesión de los terrenos no será gratis, como ha tenido que reconocer el alcalde, Francisco de la Torre, y la ministra de Fomento, Ana Pastor". Así, urge a que Fomento compense por recepcionar carreteras estatales y que ese dinero repercuta en el proyecto.

Ha recordado que "conlleva contraprestaciones por parte del Ayuntamiento, que asumiría el mantenimiento de carreteras estatales". "Por mucho que se quiera decir que la cesión es gratuita, la realidad es que el Consistorio va a tener una carga económica más", ha dicho Gámez en rueda de prensa.

Por esto, ha pedido que por parte del Ministerio de Fomento "se realice una compensación real a la ciudad por los 39,5 kilómetros de vías estatales que se recepcionan, y que esa cuantía repercuta a las obras de acondicionamiento y puesta en calor para la ciudad de Málaga del futuro parque en el Campamento Benítez".

Ha explicado que la Orden del Ministerio de Fomento 3426/2005, de 27 de octubre, fija las condiciones especiales para la entrega a los ayuntamientos de tramos urbanos de la Red de Carreteras del Estado. "Acogiéndose a esta Orden, por ejemplo, en febrero de 2007 el Ayuntamiento de Almería llegó a recibir por parte de Fomento hasta 22 millones por la cesión de 34,9 kilómetros de la Nacional 340, clara muestra de los costes y compensaciones a los que no puede renunciar nuestro Ayuntamiento", ha afirmado.

Asimismo, ha reclamado al alcalde que "no dilate la apertura de los antiguos terrenos del campamento Benítez como parque y consigne en los presupuestos de 2014 el dinero suficiente para que el uso ciudadano sea una realidad, tal y como propusimos los socialistas en 2011, con el coste mínimo para adecuar la zona".

Gámez ha recordado que las negociaciones para convertir los terrenos en un parque ciudadano se iniciaron con el gobierno socialista, el cual se comprometió a colaborar en la apertura del espacio.

"Propusimos que unos terrenos baldíos se convirtieran en parque sin una elevada inversión dada la situación económica. Los hechos nos han dado la razón. Lo importante es que los malagueños puedan disfrutar de ese espacio y quede protegido de las operaciones especulativas el gobierno municipal tenía en cartera", ha explicado.

Ha asegurado que en su día "celebramos la disposición que tanto Gobierno central como Junta de Andalucía pusieron encima de la mesa para financiar al 100 por cien el coste del mismo, llegando a disponer de cinco millones de euros con su oportuna modificación normativa desde el Ejecutivo central a través de Cedex, lo que demostraba la firme voluntad de ejecutarlo".

"La postura de este Ayuntamiento fue la de exigir una financiación mayor", ha recordado, apuntando que ese convenio "quedó en agua de borrajas porque este equipo de gobierno no quiso que otra administración pudiera hacer gala del logro tan necesario para esta ciudad, como lo es el de disponer de mayores espacios verdes".

Consulta aquí más noticias de Málaga.