El Centro de Iniciativas y Turismo (CIT) de Puerto de la Cruz (Tenerife) celebra hasta el próximo 31 de agosto la cuadragésima Semana Bávara al cumplirse el cuarenta aniversario del primer concierto ofrecido por una orquesta bávara en la ciudad turística, en 1973.

A lo largo de cuarenta años, la Semana Bávara y la actividad que la clausura, la Fiesta de la Cerveza, han permitido establecer un vínculo de hermanamiento entre los habitantes y visitantes de Puerto de la Cruz y los turistas alemanes, cuya cultura musical y gastronómica se convierten en el eje de una fiesta en la que una serie de conciertos ofrecidos en la calle por una agrupación musical de Baviera culminan con un banquete al estilo tradicional bávaro.

La presidenta del CIT de Puerto de la Cruz, Hortensia Hernández, ha destacado que esta fiesta "se presenta para muchos como el mejor momento para disfrutar de la gastronomía alemana, con la cerveza y la música germana como protagonistas destacados". "La convivencia de turistas y portuenses en un momento lúdico y vacacional es uno de los grandes atractivos de esta actividad festiva, que cuenta con seguidores que se citan en Puerto de la Cruz año tras año", indicó añadió.

La fiesta es reconocida fuera de la isla, ya que muchos turistas alemanes escogen su fecha de estancia en Puerto de la Cruz en función del programa de la Semana Bávara. Además, los propios integrantes de la orquesta llegan a la ciudad acompañados de un numeroso grupo de visitantes.

El programa de este año se inicia mañana miércoles con un primer concierto en el Lago Martiánez a las 12.00 horas y concluye el 31 de agosto con la Fiesta de la Cerveza, cuyas entradas ya están a la venta al precio de 10 euros en la sede del CIT, en la calle Puerto Viejo, número 13.

Cuarenta años de historia

El origen de esta celebración se remonta a 1973, cuando el Centro de Iniciativas y Turismo del Puerto de la Cruz invitó a una orquesta bávara para dar una serie de conciertos. Se contactó entonces con un grupo de la ciudad de Leinach (comarca de Würzburg, Baviera), la banda Lustigen Egerländer. La experiencia fue tan satisfactoria que volvió a celebrarse dos años más tarde.

La actividad se bautizó con el nombre de Fiesta Bávara en 1976, cuando se celebró en el Parque San Francisco. Con el paso de los años, los actos se han ampliado y diversificado, de forma que en 1983 se incorporó al programa un concierto de música sacra en la parroquia de la Peña de Francia, acto que es uno de los platos fuertes del programa.

La agrupación musical Lustigen Egerländer en estos momentos no es una formación permanente, sino que se constituye con el único fin de participar en la Semana Bávara. Está integrada por músicos integrantes del primer grupo original y por amigos o familiares de los pioneros, todos ellos, músicos profesionales en Alemania.