Galicia tendrá un objetivo de déficit del 1,2% del producto interior bruto (PIB) para 2013, según ha anunciado la conselleira de Facenda, Elena Muñoz, en declaraciones a los medios tras participar este miércoles en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) que ha asignado los topes de déficit para cada comunidad.

Muñoz ha explicado que el 1,2% que se autoriza para Galicia supone "una bajada muy ligera, de unas céntimas" respecto al 1,26% de déficit con el que la comunidad gallega cerró 2012.

Así, se ha mostrado "satisfecha" por el resultado de la reunión, en la que Galicia ha votado a favor del reparto de los objetivos para las comunidades, al entender que "se han cumplido las tesis" que defendía el Gobierno gallego sobre que si el reparto era asimétrico debía basarse en "criterios objetivos".

"Tenemos que hacer un menor esfuerzo que otras comunidades porque se tiene en cuenta el trabajo realizado", ha resaltado la titular de Facenda, que ha destacado que en 2014 y los años siguientes se recuperarán los objetivos de déficit "simétricos e iguales" para todas las comunidades.

"Entendemos que se ha tenido en cuenta el esfuerzo que han realizado las comunidades autónomas que llevamos cumpliendo el objetivo en los últimos años", ha incidido y ha señalado que ello conlleva "un menor esfuerzo de reducción" para Galicia, que seguirá "en la senda de reducción del déficit", ha asegurado. Este vía, ha añadido, es "condición indispensable para recuperar el crecimiento", ha juicio del Gobierno gallego.

El reparto de objetivos

El Gobierno ha acordado con las comunidades autónomas que Cataluña, Comunidad Valenciana, Islas Baleares, Murcia y Andalucía registren un déficit superior al 1,3% este año, mientras que el resto ajustarán más sus cuentas para cuadrar el objetivo de déficit autonómico que contempla el programa de estabilidad (1,3%).

Así lo ha acordado el Departamento que dirige Cristóbal Montoro con las comunidades en la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) que se ha celebrado esta tarde, donde han pactado objetivos asimétricos de déficit para este año con el objetivo de atender a las diferentes necesidades de las comunidades.

Tras la reunión, Montoro ha calificado de "inédita" la experiencia y ha dicho que para el año que viene se mantendrá el objetivo común para todas las regiones, situado en el 1%. El objetivo, según el ministro, era fijar los objetivos por comunidades de manera "realista y alcanzable" y teniendo en cuenta las asimetrías del cierre de 2012, a pesar del gran esfuerzo que hicieron todas las regiones.

Han votado en contra de los objetivos asimétricos, Cataluña, Asturias, Canarias y la Comunidad de Madrid, la única región gobernada por el Partido Popular que ha rechazado las cifras diferenciadas. Andalucía, Aragón, Navarra y Extremadura se han abstenido y el País Vasco no estaba presente en el encuentro.

El mayor saldo,

Para valencia

La región que registrará el saldo más elevado este año será la Comunidad Valenciana, que fue también la que registró el saldo más alto el año pasado. Así, tendrá que reducir el déficit desde el 3,45% registrado al cierre de 2012 al 1,60% este año.

A continuación se situará Murcia, que tendrá que dejar su saldo en el 1,59% al cierre del ejercicio, desde el 3,12% registrado un año antes. Andalucía y Cataluña también fueron dos de las regiones que no cumplieron el año pasado (2,04% y 1,96%, respectivamente) y ahora tendrán que dejar sus cuentas en el 1,58%.

A estas cuatro comunidades se suma Baleares, que el año pasado tuvo un déficit del 1,80% y que ahora tendrá que dejarlo en el 1,47%, por encima del 1,3% de media.

Para compensar el margen adicional que han recibido estas regiones, otras tendrán que bajar sus déficit respecto al cierre que registraron el año pasado o mantenerlos en el mismo nivel. Sólo una comunidad registrará un déficit mayor que en 2012: Extremadura.

Este caso, tal y como ha explicado Montoro, es "excepcional" y está "perfectamente justificado" porque la situación de esta comunidad ya fue excepcional en 2012 por la sentencia del Tribunal Constitucional sobre del impuesto a los depósitos.

La comunidad tendrá así un margen de déficit del 1% frente al 0,70% registrado el año pasado. Según Montoro, la propuesta que ha hecho el Gobierno es la "más acorde" con la realidad porque, de no ser así, se anticiparía en la reducción del déficit al resto de regiones.

Cuatro comunidades en el mismo nivel que en 2012

A pesar de este aumento, Extremadura será la región con menos déficit el año que viene, seguida de Asturias y La Rioja (ambas con un saldo del 1,06%), Madrid (1,07%) y Cantabria (1,13%). Estas cuatro comunidades no tendrán que reducir el déficit este año, sino mantenerlo en el mismo nivel que en 2012.

En la media que plantea el programa de estabilidad (1,3%), se quedan Castilla-La Mancha y Aragón, que tendrán que reducir sus saldos desde el 1,56% y 1,54% , respectivamente. Castilla y León, por su parte, tendrá que reducir su déficit desde el 1,42% de 2012 al 1,27% este año.

Finalmente, cuatro comunidades tendrán que cerrar este año en el 1,20%. En concreto, País Vasco deberá bajar el déficit del 1,39% al 1,20%, mientras que Navarra tendrá que reducirlo del 1,35% al 1,20%, Galicia del 1,26% al 1,20% y Canarias del 1,29% al 1,20%.

Según Montoro, la asignación de cifras diferenciadas ha sido aprobada por una "amplia mayoría", lo que demuestra que la reducción de déficit debe seguir siendo un objetivo para acabar "cuanto antes" con la crisis económica, "cuyo final está ya muy cerca".

Un sistema "proporcional"

El sistema diseñado, ha dicho Montoro, es "proporcional" y se basa en pedir más esfuerzos a las regiones que cerraron peor el año pasado. Así, las que quedaron más lejos del 1,5% en 2012 podrán dejar el déficit por encima del 1,3%, pero tendrán que hacerlo tomando más medidas que las que obtuvieron mejor resultado.

Para el ministro, "lo importante" es acabar con crisis cuanto antes y volver al crecimiento económico creador empleo , algo que no es posible si no se equilibran las balanzas públicas. "El compromiso de las comunidades es claro e incuestionable, incluso de las que han votado en contra", ha dicho.

En este sentido, ha resaltado la necesidad de que las comunidades no recelen las unas de las otras y les ha pedido que hagan política entendiendo que el esfuerzo es "compartido". "Y no mirarse todo el día, no ya con el rabillo del ojo, sino con mirada torticera", ha señalado, tras recordar que los discursos deben estar enmarcados en la responsabilidad.

Promoverá sistemas de financiación

Finalmente, ha asegurado que el Gobierno promoverá todos los sistemas de financiación que estén a su alcance para que las comunidades tengan liquidez suficiente para hacer frente a su tarea en los momentos difíciles.

Sobre el voto en contra de Madrid, Montoro se ha limitado a decir que la comunidad está en su derecho de rechazar la propuesta del Gobierno. En cuanto a la posición de Cataluña, ha asegurado que el rechazo catalán demuestra que Hacienda no ha hecho un planteamiento del déficit asimétrico para "nadie".

Preguntado por si espera nuevas revisiones en los datos una vez que se envíen definitivamente a Eurostat, Montoro ha dicho que los remitirán en septiembre y ha asegurado que no espera grandes cambios en las cifras, aunque no descarta mejoras en las cifras de las corporaciones locales.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.