Reina muy a su pesar

La tercera película de la directora Sofia Coppola recrea la azarosa vida de la controvertida reina de Francia desde un punto de vista poco tradicional.
Kirsten Dunst vuelve de la mano de Sofia Coppola.
Kirsten Dunst vuelve de la mano de Sofia Coppola.
ARCHIVO
Después de conseguir el Oscar al mejor guión original por Lost in Translation, una historia de soledad en el mundo contemporáneo,
Sofia Coppola se embarca en un drama histórico. La cineasta dirige una atrevida biografía de María Antonieta, la última reina de Francia antes de la Revolución de 1789.

La suya fue una vida rodeada de intrigas y rumores que la convirtió en uno de los personajes más controvertidos de la historia gala. Coppola refleja a esta reina como una adolescente ingenua a la que el poder le viene grande y que prácticamente no le interesa. El origen del filme viene de la obra Marie Antoinette: The Journey, de Antonia Fraser.

Para encarnar a la reina, Coppola recupera a una de las actrices de su ópera prima (Las vírgenes suicidas), Kirsten Dunst, conocida de sobra por su interpretación de Mary Jane en la saga de Spiderman.

Un punto importante del filme es el vestuario, que corre a cargo de Milena Canonero (con dos Oscar por Barry Lyndon y Carros de fuego). Aquí combinó diseños originales con auténticos trajes de la época.

* EE UU-Francia, 2006. Dir.: Sofia Coppola. Int.: Kirsten Dunst, Jason Schwartzman, Rip Torn. Dur.: 123 min.

Música poco tradicional

La moderna visión de Sofia Coppola sobre la vida en el siglo XVIII se complementa con una banda sonora que dista mucho de las tradicionales películas de época. De hecho, las escenas del filme vienen acompañadas incluso por composiciones con toques electrónicos. Entre los grupos que intervienen se encuentran los franceses Air, formaciones de ahora como The Strokes o más clásicas como los británicos The Cure o New Order.

OTROS ESTRENOS:

La crítica: ‘Banderas de nuestros padres'

Consulta la cartelera

Mostrar comentarios

Códigos Descuento