Un total de quince establecimientos de peluquería y estética de Bizkaia han recibido este lunes las certificaciones de la Norma Profesional de Imagen Personal por cumplir los requisitos de cualificación profesional, arte en la prestación del servicio, calidad en la atención a clientes y una apuesta decidida por la innovación continua.

Según ha informado la Cámara de Comercio de Bilbao, los establecimientos reconocidos son Avenida Peluqueros, Centro de Estética Susana Basurto, Cueto Peluqueros, M&A Estilistas, Montpellier Estilistas, Peluquería Arantza García, Peluquería María Vidal, Peluquería Marsun, Peluquería Rosa Domínguez, Peluquería Trazo'S, Salón de Belleza Reflejos, Salón de Peluquería H, Salon Ilea, Salón Tris-Tras y Truccos Peluquería, ubicados en Barakaldo, Bilbao, Ermua, Galdakao, Getxo, Leioa, Mungia y Portugalete.

En el acto han intervenido el presidente de la Cámara de Comercio de Bilbao, José Ángel Corres, la responsable de Servicio de Promoción Empresarial de la Diputación Foral de Bizkaia, Izaskun Artetxe, la presidenta de la Asociación de Empresas Artesanas de Imagen Personal, Mercedes Martínez, y el presidente de la Asociación de Imagen Personal, Manuel Perales.

El número de empresas de imagen personal en Bizkaia asciende en la actualidad a casi 2.000 peluquerías y 750 centros de estética. Además, la persona usuaria otorga creciente importancia a estos establecimientos en el cuidado de su imagen, según los Estudios de Hábitos de Consumo de la Cámara.

Por esta razón, la Asociación de Empresas Artesanas de Imagen Personal de Bizkaia (BIPE) y la Asociación de Imagen Personal de Bizkaia (IPB), con el apoyo de la Cámara y de la Diputación, han elaborado una Norma Profesional de Imagen Personal -pionera en el Estado- que valora la Profesionalidad, el Arte en la prestación del servicio y la Calidad.

El objetivo de las entidades que apuestan por la implantación de la norma es avanzar en la profesionalización de la gestión de las empresas del sector, mejorar las competencias profesionales del personal y orientarles hacia la innovación continua. Además de apoyar la captación y fidelización de la clientela a través de una calidad del servicio y una adaptación a los nuevos hábitos del usuario.

"En definitiva, que la empresa sea una referencia en calidad y arte en la prestación del servicio. Un hecho, especialmente importante en un sector donde la fidelidad del cliente a su establecimiento habitual es muy alta: un 75 por ciento de las personas acude siempre a la misma peluquería o salón de belleza", han destacado.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.