El Hospital Universitario de Cruces ha culminado este lunes, con la inauguración oficial del nuevo laboratorio de diagnóstico, su mayor transformación desde la década de los 70, tras la ampliación del ala A del centro con 64 nuevas camas, la construcción del helipuerto para el transporte sanitario, la reorganización y mejora del área de Críticos y la ampliación del servicio de Urgencias.

En concreto, el edificio que alberga los laboratorios, en el que trabajarán alrededor de 240 personas, ha supuesto una inversión pública de casi 20 millones de euros y tiene el objetivo de "optimizar y racionalizar" la oferta de diagnóstico biológico, mediante el desarrollo, por parte de la Dirección de Asistencia Sanitaria, de un Plan Director de Laboratorios.

El nuevo edificio ha sido inaugurado este lunes por el lehendakari, Iñigo Urkullu, a quien han acompañado el consejero de Salud del Gobierno vasco, Jon Darpón, el director general de Osakidetza, Jon Etxeberria, y el gerente del centro, Santiago Rabanal.

Durante su intervención, Urkullu ha destacado que el laboratorio constituye un ejemplo de que "la pasión por mejorar" y ofrecer cada vez mejores servicios "continúa" en el Servicio Vasco de Salud. "Osakidetza sigue viva", ha remarcado el lehendakari.

Tras subrayar que con esta nueva infraestructura la sociedad "gana en calidad y en servicio", Urkullu ha señalado que su responsabilidad consiste ahora en "sacar el máximo partido posible" a esta inversión.

"Mientras muy cerca de aquí estamos conociendo numerosos problemas para mantener la calidad de los servicios sanitarios, la mejora de esta calidad sigue siendo una prioridad para este Gobierno", ha apuntado.

A su juicio, el nuevo laboratorio, con siete plantas distribuidas en 8.660 metros cuadrados, demuestra que "contamos con un capital humano capaz de adoptar decisiones audaces y eficientes para desarrollar una dinámica de trabajo orientada hacia una mejora continua del servicio público".

En este sentido, ha revelado que la nueva infraestructura permitirá realizar pruebas que antes debían derivarse a laboratorios externos o solicitarlo a otras comunidades autónomas. "Hablamos de optimización en la gestión de recursos y en la mejora de la seguridad gracias a las técnicas de automatización más avanzadas", ha indicado.

Pese a tratarse de una inversión "importante", ha declarado Urkullu, se trata de dinero "bien invertido", ya que la mejora en el diagnóstico biológico "va a ser evidente", y ha confiado en que el nuevo centro se convertirá en un laboratorio "de referencia" en el Estado.

En esta misma línea, el consejero Darpón ha señalado que, con la nueva inauguración, se "visualiza la apuesta" del actual Gobierno vasco "y de los que nos han precedido", por "mantener en una posición de liderazgo y referencia" los centros vascos de salud. "Nuestra principal apuesta es trabajar para las personas, mantener nuestro prestigio, y estar cerca de los trabajadores", ha resumido.

Así, ha señalado que Plan Director de Laboratorios, que constituye una "referencia para tras comunidades", tiene por objetivo la "optimización y racionalización" de la actual oferta de diagnóstico biológico.

"Pero no solo este laboratorio, el Hospital de Cruces en su conjunto es un claro ejemplo de la reorganización que tenemos que hacer en nuestro sistema sanitario para que, en los próximos años, continúe siendo el Hospital terciario referente en muchas prestaciones para otros centros", ha afirmado.

Como conclusión, Darpón ha señalado que la "prioridad" de su Departamento es "ofrecer un servicio a las personas desde una gestión eficiente", con el fin de mantener un sistema "público, gratuito y de calidad".

LABORATORIO

El recinto inaugurado este lunes, que realizará más de 20.000 pruebas diarias tras una inversión de casi 20 millones de euros, albergará el laboratorio de Análisis Clínico y las nuevas instalaciones para Bioquímica, Hematología, Microbiología, Genética, Unminología, Anatomía Patológica y BioCruces.

Además, integrará aun equipo de 241 profesionales, entre facultativos de diferentes especialidades (59), enfermería (35), técnicos especialistas de laboratorio (107) y personal administrativo (20), junto a una veintena de auxiliares de enfermería.

En total, la Unidad de Gestión de Laboratorios realizará, conjuntamente con los centros de San Eloy y Urduliz, más de diez millones de pruebas a un millón de pacientes por año.

En el interior del edificio destaca el "CORE" o laboratorio central, entendido como una organización multidisciplinar de "máxima automatización" y dará soporte al resto de laboratorios y al conjunto del Hospital Universitario. En él se realizarán más del 80 por ciento de las pruebas solicitadas y se ubicarán los elementos comunes de la Uinidad.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.