La letrada María del Reposo Carrero, que ejerce en nombre de Ruth Ortiz la acusación particular en el juicio en la Audiencia Provincial de Córdoba a José Bretón, acusado de del asesinato de sus hijos, Ruth (seis) y José (dos años), ha afirmado durante la presentación de su informe final en la última sesión de la vista oral de dicho juicio que el acusado ha desarrollado "una actuación", desde el pasado 8 de octubre de 2011, como parte de "un plan criminal", preparado con antelación, que tenía como fin dar muerte a su hijos y ocultarlo.

Carrero ha recordado a los miembros que integran el jurado que ellos son quienes tienen la última palabra sobre la responsabilidad que haya tenido Bretón en la muerte de los niños, de la cual, en su opinión, ya había "indicios y pruebas suficientes" antes de que el antropólogo forense Francisco Etxeberría determinara, en agosto de 2012, que los restos óseos hallados en la hoguera de la finca de Las Quemadas eran de dos niños, que según la abogada, eran los de sus hijos, a los que dio muerte, tras administrarles tranquilizantes, quemando luego sus cuerpos.

Por ello pide que se condene a Bretón a una pena de 40 años de prisión, por la presunta comisión de dos delitos de asesinato con alevosía y agravante de parentesco, y otro de denuncia falsa.

Según la letrada de la acusación, "la actitud" de Bretón desde el 8 de octubre de 2011, el día en que denunció la desaparición de sus hijos en el Parque Cruz Conde, es la que ha hecho dudar de su versión y ha minado su credibilidad. Es decir, "sus palabras, su actitud y su actuación son las que le delatan" y constituyen "la principal prueba de cargo" contra el acusado.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.