El PR+ ha revelado que, el pasado mes de mayo, el gerente del Hospital de Calahorra, Alejandro López del Val, "dio la orden de cerrar 22 camas de hospitalización por la apertura del Centro Sociosanitario Virgen del Carmen que Pedro Sanz adjudicó a Viamed, tal y como se recoge en una orden interna a los coordinadores del Hospital".

Para los regionalistas, este hecho supone "un escándalo y la comprobación absoluta como desde el Gobierno de La Rioja se trabaja para engordar las cuentas de las empresas sanitarias privadas" y recuerdan que "a Viamed se le han adjudicado de forma directa y sin concurso en dos años más de 12 millones de euros".

La portavoz del PR+ en Calahorra, Marga Aldama, ha señalado este jueves en rueda de prensa que "miles de calagurritanos y ciudadanos de La Rioja baja conseguimos parar la venta del Hospital a una empresa privada, pero esta claro que el Gobierno ha nombrado un Gerente que esta trabajando no para la sanidad pública sino para la privada".

Marga Aldama ha señalado que "el PP ha recortado en casi 4 millones de euros el presupuesto del Hospital de Calahorra, de ellos más de 3 solo en personal sanitario y está claro que esto no es ahorro, el PP solo pretende cambiar los 4 millones de euros del Hospital de Calahorra a las cuentas de la empresa privada que ha sido adjudicataria del nuevo centro".

Por su parte, el diputado del PR+ Rubén Gil Trincado ha señalado que "el consejero de Salud y el propio Pedro Sanz tienen que explicar cómo se da una orden para cerrar servicios sanitarios en Calahorra por la apertura de un centro con gestión privada, esto no es eficaz ni eficiente, es sencillamente tener mucha cara".

Para el diputado riojanista, "es lamentable ver cómo el Hospital de Calahorra se desmantela poco a poco, con servicios públicos como scaner parados mientras los ciudadanos tienen que salir al camión instalado también por Viamed en la calle, pagamos dos veces por lo mismo y a los mismos".

La edil del PR+ en Calahorra ha señalado que el gerente del Hospital "también ha modificado los horarios de la URPA (

Unidad de reanimacion), que incluso permanecerá cerrada varios días y esto supondrá un nuevo recorte en la asistencia sanitaria, así como un retraso más que probable en las listas de espera en la sanidad riojana".

Marga Aldama ha "lamentado que el alcalde de Calahorra permita estas tropelías en el Hospital de Calahorra y La Rioja Baja" y le ha exigido que "dé la cara y que no acceda a estos trapicheos sanitarios".

Gil Trincado ha concluido apuntando que pedirán la comparecencia "urgente" del consejero de Salud José Ignacio Nieto en el Parlamento para que explique "quién le ha dado la orden al gerente del Hospital de Calahorra para cerrar camas y servicios sanitarios para beneficiar a una empresa, hecho que no tiene ninguna justificación salvo negocios hechos con la sanidad".

Consulta aquí más noticias de La Rioja.