La Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de las Palmas, en el marco de la operación Suspiros, ha procedido a la detención de tres personas, entre ellas un funcionario del Ayuntamiento de Moya (Gran Canaria), por unos supuestos delitos urbanísticos, informó la Benemérita en una nota de prensa.

De esta manera, los agentes les imputan una serie de delitos vinculados a actuaciones relativas a la ordenación del territorio y el urbanismo, prevaricación de los funcionarios públicos, falsedad documental y estafa; ya que supuestamente engañaron a diversas personas que requerían de su asesoramiento en la corporación municipal.

La operación se inició a principios del mes de diciembre del 2012, cuando la Guardia Civil, a través de una denuncia recibida, tuvo conocimiento de una serie de supuestas irregularidades que se estaban cometiendo en el Área de Urbanismo del Ayuntamiento de Moya.

Así, se procedió a la detención del arquitecto municipal de dicha Corporación, y de otras dos personas, también arquitectos, que favoreciéndose de su titulación y credibilidad profesional supuestamente colaboraron con el referido facultativo de la administración municipal.

En este sentido, los detenidos, supuestamente, engañaron a varias personas que requerían de su asesoramiento y servicios, aprovechándose del desconocimiento de éstas sobre la materia y los procedimientos en urbanismo, redactando proyectos que no se ajustaban a la normativa urbanística aplicable en vigor, cobrando además por ello, con el consiguiente quebranto patrimonial de los perjudicados.

Finalmente, la operación ha sido coordinada por el Juzgado de Instrucción número 2 de los de Santa María de Guía.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.