El dirigente de la ilegalizada Batasuna Patxi Urrutia afirmó que "hoy la izquierda abertzale está haciendo un serio intento por abrir un proceso democrático en toda Euskal Herria y cuando la derecha nos oye hablar de territorialidad y de derecho a decidir se pone nerviosa, tan nerviosa que su portavoz en Madrid se le olvida que tiene que acudir al Parlamento y se queda durmiendo la siesta haciendo el ridículo más vergonzoso, él, que permanentemente está queriendo decir que defiende a Navarra".

Urrutia hizo estas declaraciones a las puertas del Palacio de Justicia de Pamplona, minutos antes del acto de conciliación que se debía celebrar en un juzgado, con motivo de la querella por calumnias que presentó el diputado del PP Jaime Ignacio del Burgo a raíz de una manifestación de la izquierda abertzale celebrada en Pamplona el 12 de octubre.

Batasuna considera que la querella "no tiene fundamento"
La manifestación desarrollada bajo el lema "Frente a los fascistas de hoy, autodeterminación" fue secundada por unas 4.000 personas.

Al finalizar el recorrido, María Jerusalem Zarraluqui y Piru Zabalza, dos de los convocantes, leyeron en euskera y castellano un documento en el que se cuestionaba el nivel de democracia del Amejoramiento.

En la formulación de la demanda, Del Burgo insta a los demandados a que se retracten y se "avengan a disculparse a satisfacción del ofendido".

En caso contrario, el diputado regionalista advierte que interpondrá contra ellos sin más aviso la correspondiente querella criminal

Batasuna consideró que la querella "no tiene fundamento", por lo que un abogado tenía previsto presentar en representación de los manifestantes un escrito en el acto de conciliación, en el que previsiblemente no habrá acuerdo.

Patxi Urrutia indicó que "es el miedo que tiene Del Burgo a que se descubra el fraude del Amejoramiento del que el fue protagonista el que le empuja a llevarnos a los tribunales".