Aumentan a 645 los muertos por el derrumbe de un complejo textil en Bangladesh

  • Un número indeterminado de trabajadores continúa en paradero desconocido.
  • Cuatro generadores situados en el techo del inmueble y la maquinaria industrial usada se hallan entre las causas de la tragedia.
  • Primark, El Corte Inglés, Bon Marche y Joe Fresh han confirmado que producían en alguna de las empresas locales implicadas en el siniestro.
Un voluntario de las tareas de rescate en el derrumbe de un edificio de talleres textiles en Bangladesh busca con su linterna a posibles víctimas atrapadas entre los escombros.
Un voluntario de las tareas de rescate en el derrumbe de un edificio de talleres textiles en Bangladesh busca con su linterna a posibles víctimas atrapadas entre los escombros.
EFE

Seguien apareciendo cadáveres bajo los escombros del edificio Rana Plaza. El trágico derrumbe el pasado 24 de abril de un complejo textil en Bangladesh en el que se producía ropa para marcas internacionales ha causado al menos 645 muertos, informó una fuente oficial.

El número de víctimas mortales ha vuelto a ascender este lunes después de que los equipos de rescate hayan recuperado otros 18 cadáveres.

Según fuentes oficiales citadas por medios locales, hasta el momento se han podido entregar 480 cuerpos a sus familiares, mientras que 26 siguen sin poder ser identificados en un instituto cercano al lugar del siniestro y habilitado para facilitar la gestión de los cadáveres. Otros 65 cuerpos sin vida están en distintos hospitales de la zona.

Las autoridades recuerdan que tras el hundimiento del edificio de nueve plantas un total de 2.437 personas pudieron ser rescatadas con vida, pero se estima que hay más de un centenar de desaparecidos.

En el momento del derrumbe había miles de obreros de dos talleres textiles, la mayoría mujeres, trabajando dentro del edificio pese a que el día anterior se habían detectado importantes grietas. Los dueños de las fábricas, que suministraban a marcas occidentales, obligaron a los trabajadores a entrar y están ahora imputados por delitos por los que podrían ser condenados hasta a cadena perpetua.

Un número indeterminado de trabajadores continúa en paradero desconocido, mientras que 2.437 personas que se encontraban en el inmueble de nueve plantas ubicado en la localidad vecina a Dacca de Savar han sido rescatadas con vida.

Las causas del derrumbe

Cuatro generadores situados en el techo del inmueble y la maquinaria industrial usada en su interior se hallan entre las causas de la mayor tragedia industrial de la historia del país asiático.

"El peso y las vibraciones de los generadores de electricidad crearon una gran presión sobre la estructura del edificio", señaló Uddin Khandaker, funcionario del Ministerio del Interior que dirige una investigación para aclarar el siniestro.

Khandaker afirmó que el uso prolongado de maquinaria pesada también debilitó la estructura de un edificio de nueve plantas pero con permiso para cinco, pensado para un uso comercial —no industrial— y construido con materiales de "muy poca calidad".

La catástrofe ha conmocionado a Bangladesh y puesto de manifiesto las malas condiciones laborales y de seguridad que sufren los trabajadores de fábricas textiles en el país asiático que abastecen a multinacionales occidentales.

Las autoridades han detenido al dueño del inmueble —vinculado al partido gobernante en Bangladesh—, a varios propietarios de talleres textiles y a ingenieros municipales. Un empresario español, David Mayor, está bajo orden de búsqueda y captura.

Las compañías internacionales Primark, El Corte Inglés, Bon Marche y Joe Fresh han confirmado que producían en alguna de las empresas locales implicadas en el siniestro, y otras como Mango habían hecho pedidos de prueba en los talleres.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento