El presidente de la Diputación de Toledo, Arturo García-Tizón, ha confirmado que se ha puesto a disposición de la Fiscalía la investigación realizada en relación a la adquisición de diverso material en la anterior etapa de Gobierno socialista en la institución provincial para que "determine si puede haber, además de responsabilidades políticas, penales".

En declaraciones a los medios en el transcurso de la reinauguración del Museo Etnográfico de Talavera de la Reina (Toledo), García-Tizón ha señalado que el origen de este caso está en la reclamación económica que se recibió por parte de una empresa por "supuestos suministros" como bolsas de basura y artículos que no eran necesarios, "por una cantidad cercana a los 300.000 euros y que no parecía responder a una necesidad".

Dicho material, que apareció en unos almacenes de la Diputación, "no respondía a ninguna necesidad", de ahí que se abriera la correspondiente investigación, teniendo en cuenta que los precios que se pagaron fueron "muy superiores a los de mercado" y estuvieron autorizados por el exdelegado de Economía, José Gutiérrez.

"Nuestra obligación fue ponerlo en conocimiento de la Fiscalía de Toledo, para que se inicien las acciones oportunas. Supongo que esto seguirá sus pasos, ya que hay un dinero que no tiene ninguna justificación", ha matizado, el responsable de la institución, que ha señalado que también decidieron suspender el pago reclamado por estos suministros.

"El anterior delegado de Economía deberá de dar explicaciones serias así como el secretario provincial por aquel momento, Emiliano García-Page y el vicepresidente, Álvaro Gutiérrez", ha agregado.

Consulta aquí más noticias de Toledo.