El Tribunal Supremo de Noruega ha condenado al pago de 169.000 euros a dos pesqueros de arrastre vascos por infringir las leyes pesqueras noruegas en el Océano Ártico.

Faenaban en una zona de protección pesquera
Los barcos Olaberri y Olazar, pertenecientes a la armadora vasca Pesquera Laurak BAT S.A., fueron detenidos en mayo del
2004 por la marina noruega en aguas del archipiélago de Svalbard, cuya soberanía reivindica el país escandinavo.

Faenaban en una zona de protección pesquera de 200 millas náuticas en torno al Svalbard, bajo cuotas de 1.000 toneladas de bacalao asignadas por la Unión Europea y Noruega.

Bjorn Wikasteen, abogado defensor de los pesqueros apuntó  la posibilidad de apelar la sentencia al Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo para que este juzgue si las autoridades noruegas han violado algún precepto internacional al imponer una doble pena.

La justicia noruega había fallado ya en 2004 contra Pesquera Laurak S.A, tras ha hallar probado que los pesqueros no declararon o registraron incorrectamente unas partidas de captura de bacalao. 

Alegan discriminación ya que a los barcos rusos no se les sanciona
La defensa alegó entonces que el derecho interno noruego no fundamenta el establecimiento de una zona de protección pesquera más amplia que el concepto de "Zona Económica Exclusiva", a lo que también añadieron que el país actúa de forma discriminatoria al no sancionar a los barcos rusos por los mismos hechos.

Razones, todas estas, rechazadas por la justicia noruega ya que se buscaría "la preservación de los recursos marinos" y "dar prioridad a los pescadores noruegos en una zona alrededor de Svalbard", según el magistrado ponente del caso.

El Tribunal recordó que España estableció el 1 de agosto de 1997 una zona de pesca similar a la noruega en el Mar Mediterráneo y negó que se haya violado el derecho internacional al castigar el comportamiento con dos sanciones.