La Guardia Civil ha detenido a siete personas de nacionalidad paquistaní que se hacían pasar por agentes de tráfico para robar a sus víctimas, fundamentalmente turistas extranjeros, informó hoy la Dirección General de la Policía y de la Guardia Civil.

Los detenidos, de nacionalidad paquistaní, se hacían pasar por policías de tráfico
En la operación, denominada 'Placa' y desarrollada en Madrid y Toledo, han sido imputadas otras quince personas por su presunta implicación en los hechos.

Los falsos policías interceptaban a sus víctimas en la carretera y registraban el vehículo para apoderarse de los objetos de valor.

Para ello utilizaban  la excusa de que estaban investigando temas relacionados con drogas o falsificación de billetes.

Antecedentes

En la operación se han intervenido numerosos equipos audiovisuales, ordenadores portátiles, dinero en metálico, tanto en euros como en moneda extranjera, joyas, placas de policía y chaquetas con insignias, que empleaban supuestamente para cometer estos hechos delictivos.

Las investigaciones se iniciaron a principios de este año a raíz de diversas denuncias
  Las investigaciones se iniciaron a principios de este año a raíz de las denuncias presentadas en los Puestos de la Guardia Civil de Valdemoro y Ciempozuelos (Madrid), en las que se exponían que varias personas habían logrado sustraerle el dinero que portaba haciéndose pasar por policías.

Los detenidos son V.F., T.E.F., A.D.D., A.K., A.S, N.A.S. y A.R.N, de edades comprendidas entre 35 y 40 años, con antecedentes policiales, a excepción del último, y se les imputa los delitos de robo con intimidación, usurpación de funciones, delitos contra la seguridad del tráfico, asociación ilícita y encubrimiento.