El papa Francisco dijo que le gustaría "una Iglesia pobre y para los pobres" en la audiencia a la prensa internacional que ha seguido el cónclave. "Cómo me gustaría una Iglesia pobre y para los pobres", exclamó el papa Francisco arrancando un fuerte aplauso de los presentes en la audiencia que se celebró en el aula Pablo VI del Vaticano.

La Iglesia no tiene una naturaleza política sino espiritual

El pontífice agradeció a los medios de comunicación todo su trabajo en estos días y afirmó la dificultad de informar sobre los eventos de la Iglesia ya "que no son una categoría mundana y por ello no son fáciles de comunicar a un público vasto y heterogéneo".

"La Iglesia no tiene una naturaleza política sino espiritual" es el pueblo de Dios y que "camina hacia el encuentro con Jesucristo y solo en esta perspectiva se puede saber lo que hace la Iglesia Católica", agregó.

Francisco añadió que la comunicación tiene que estar basada en la búsqueda de "la verdad, la bondad y la belleza" al igual que hace la Iglesia. El pontífice tras saludar a una delegación de periodistas impartió la bendición a los presentes y lo hizo en español. "Muchos de ustedes no pertenecen a la Iglesia Católica y otros no son creyentes pero respetando la consciencia de cada uno os doy mi bendición sabiendo que cada uno de vosotros es hijo de Dios. ¡Qué Dios os bendiga!", dijo.

Pidió austeridad

Francisco, en una carta enviada por la Nunciatura Apostólica en Argentina a todos los arzobispos y obispos del país, ha pedido a sus compatriotas que en lugar de viajar a Roma para acompañarlo en la misa de entronización del próximo 19 de marzo destinen el dinero a "dárselo a los pobres".

Este sábado también se ha conocido que visitará y almorzará el próximo sábado, 23 de marzo, con el pontífice emérito Benedicto XVI en la residencia apostólica de Castel Gandolfo.