A los toros, no ir ni con minifalda

Un grupo alicantino alquila fachadas y pinta mensajes contra las corridas.
Una mujer pasea frente a una pintada reivindicativa de Olga en un solar de El Campello. (Francisco González)
Una mujer pasea frente a una pintada reivindicativa de Olga en un solar de El Campello. (Francisco González)
Luchan contra el toreo, que consideran «una tortura», e instan a la sociedad mediante pintadas y vallas publicitarias a que «no se aplauda su dolor» (el de los toros), según sus lemas. Es la organización Olga, que lleva casi una década alzando su voz, alquilando viviendas para utilizar su fachada como reivindicación (muestran la figura de un toro sangrando y agonizando) y gastando su propio dinero en vayas publicitarias (de ocho metros) para defender sus ideales ecologistas.

En la actualidad tienen diez vallas publicitarias y, ante la amenaza del Ministerio de Fomento de una multa de 300.000 euros, se vieron obligados a retirar recientemente una en El Altet, según el presidente de Olga, Francisco Javier Barbero.

Barbero critica duramente al Gobierno por mantener «esta tradición sanguinaria» y se queja de que el defensor del espectador de TVE haya hecho oídos sordos a sus reclamaciones a que se emitan programas de tauromaquia (Tendido cero). La respuesta del Ente Público fue que estos espacios no se emiten en horario infantil.

Además de antitaurinos, en Olga se declaran antimachistas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento