Un millar de personas protesta ante el Ministerio de Sanidad contra las privatizaciones

  • Rechazan los planes de la Comunidad de Madrid y los repagos del Gobierno.
  • Se concentraron en el Paseo del Prado, frente a la sede del Ministerio.
  • Una doctora: "Destruirán el modelo público que tantos años costó organizar".
Manifestantes concentrados ante el Ministerio de Sanidad contra los recortes y las privatizaciones.
Manifestantes concentrados ante el Ministerio de Sanidad contra los recortes y las privatizaciones.
Kote Rodrigo / EFE

Más de un millar de trabajadores de la sanidad madrileña, convocados por varios sindicatos, protagonizaron, coincidiendo con su último día de huelga, una sonora concentración frente al Ministerio de Sanidad en contra de los planes de la Comunidad de Madrid (que se aprueban este jueves) para privatizar la gestión de ambulatorios y hospitales y en rechazo a los repagos establecidos por el Ejecutivo central.

Los manifestantes, ataviados con sus batas blancas, ocuparon el lateral del Paseo del Prado de Madrid, que quedó cortado al tráfico entre Cibeles y Atocha, donde se encuentra la sede ministerial, en la que tenía previsto previsto reunirse por la tarde el pleno del Consejo Interterritorial de Salud.

"Tenemos la certeza de que la indignación por las medidas del gobierno de la comunidad es suficientemente fuerte como para seguir luchando a pesar de que se aprueben los planes", aseguró uno de los profesionales concentrados.

"Hay que luchar por lo que es justo"

Inmaculada Cerrada, médico de Atención Primaria molesta con el plan de reestructuración de la Comunidad de Madrid, advirtió de que hay consenso en el sector sanitario y que no dejarán de luchar "por lo que es justo".

Nieves Serrano, doctora, lamentó los "cambios" anunciados, por considerar que "destruirán el modelo público sanitario que tantos años costó organizar". Serrano se mostró convencida de que "se trata de una jugosa tarta a repartir, puesto que las empresas privadas no son precisamente ONG".

Los manifestantes, custodiados por cerca de veintena de furgones de policía, portaban pancartas en las que se podía leer "Recortes homicidas", "Sanidad para todos: gratuita y de calidad". Al tiempo, corearon la consigna "Sí se puede" para afirmar que se ven capaces de forzar a las Administraciones a cambiar de rumbo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento