La reforma en la legislación de las cajas de ahorros que España negocia con Bruselas introducirá vías para que se pueda mantener la obra social de estas entidades, para las que se propone la transformación en fundaciones bancarias.

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, indicó este martes en el Congreso que buscará fórmulas para asegurar "flujo de renta" a las obras sociales, que ven amenazada su continuidad en las entidades nacionalizadas, fruto de la operación que se abordará para la recapitalización.

En el caso de Novacaixagalicia, la operación acordeón para

Ncg banco que confirmó el ministro llevará a que su participación actual se vea reducida a cero, lo que eliminará los dividendos con los que esperaba nutrir su obra social en un futuro, agotado el remanente de 90 millones con el que se quedó tras segregar el negocio financiero con la creación del banco.

Fuentes del Ministerio de Economía han apuntado a Europa Press que esas alternativas se incluirán en la reforma de la ley de cajas que el Gobierno negocia con Bruselas. Entre otras cuestiones, se establecerá la creación de un tipo concreto de fundaciones, las fundaciones bancarias. De hecho, Novacaixagalicia prevé iniciar la conversión en un periodo breve de tiempo.

El gerente de la todavía caja gallega, Pedro Otero, señaló hace unos días que el plan estratégico diseñado hasta 2016 está en revisión y que, de perderse la participación en la caja, lo previsible es que limite su acción al ámbito socioasistencial y que busque fondos por otras vías. Novacaixagalicia, sostuvo, es capaz de generar recursos propios.

Además, la entidad remitió varios escritos, desde agosto, al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) en los que ofrecía alternativas para evitar perder su participación en el banco, para los que no ha tenido respuesta. Ha avisado también de que estudiar recurrir a la vía judicial por los perjuicios que le causa la supresión de su inversión en NCG Banco.

Por su parte, la Xunta se remite a la información dada este martes, en la que manifestó su desacuerdo con la valoración de NCG Banco —el FROB cifró en -3.091 millones su 'agujero'— y señaló que la recurrirá si los servicios jurídicos concluyen que el Gobierno gallego está capacitado para ello.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.