El diputado del Grupo Parlamentario IU-V-SIEX Alejandro Nogales ha indicado que su grupo considera que "no es el momento" de recurrir ante el Constitucional la ley de tasas judiciales del Ministerio de Justicia, como plantea el PSOE, porque "podría retrasar" la recaudación de la sentencia del TC que avala el impuesto extremeño de depósitos bancarios.

En una rueda de prensa ofrecida en Mérida, a preguntas de los periodistas, Nogales ha destacado que "la primera vía" que habría que abrir es la de "negociación" con el Gobierno central.

El objetivo, ha señalado, es reclamar al Ejecutivo del presidente Mariano Rajoy la "compensación" superior a los 39 millones de euros anuales por el impuesto de ámbito nacional sobre depósitos bancarios a tipo cero que se prevé poner en marcha a partir de 1 de enero.

Nogales, que ha comparecido ante los medios tras la Junta de Portavoces del Parlamento extremeño, ha reconocido que esta medida coincide con la que ha planteado el presidente extremeño, José Antonio Monago.

Cabe recordar además que el portavoz del Grupo Parlamentario Popular, Miguel Cantero, registró este martes una propuesta de pronunciamiento en la Cámara regional para que la Comunidad Autónoma reciba una compensación económica "por la pérdida del impuesto sobre depósitos bancarios cuando entre en vigor el próximo 1 de enero como tributo estatal".

"choque de leyes orgánicas"

En su intervención, Nogales ha explicado que se produce una especie de "choque de leyes orgánicas" entre el Estatuto de Autonomía con la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (LOFCA).

"Hay sentencia del Tribunal Constitucional que sí le da prioridad, en lo que se refiere a la financiación autonómica a la LOFCA", ha explicado Nogales, que ha indicado que la norma estatal recoge que "en caso de que el Estado ponga un impuesto no puede a la vez haber otro impuesto en la comunidad autónoma, tiene que compensar".

De este modo, ha señalado que "ese es el frente" que la coalición considera "más necesario".

En su intervención, ha explicado que los asesores de IU han confirmado que "siempre hay posibilidad de plantear el recurso al Constitucional", de manera que "la primera vía que hay que abrir es la de negociación con el Gobierno central, para que la compensación sea la recaudación de los 39 millones de euros".

Deducciones bancarias

Por otro lado, el diputado del Grupo Parlamentario IU-V-SIEX ha informado de que su grupo registrará una enmienda, "de nuevo", con el objetivo de eliminar las deducciones a las entidades financieras que tienen su sede en Extremadura, algo que según ha dicho "fue votado en contra tanto por el PSOE como por el PP".

Se trata, añade, de deducciones que "supondrían un incremento de la recaudación de este impuesto en más de 2 millones de euros". "Esperemos que, por todo lo que se está diciendo, que el resto de partidos lo apoyen, y lo que recaude Extremadura sea superior a 39 millones de euros, al eliminar las deducciones", ha destacado en su intervención.

El diputado de la coalición ha abogado porque haya un "frente común, ideológicamente, jurídicamente e ideológicamente", con el objetivo de que la "compensación" del Estado a Extremadura, tras la entrada en vigor de la ley de tasas judiciales, sea "como mínimo" de 39 millones de euros.

"Conocemos las dificultades que se va a encontrar el Gobierno central porque, efectivamente, somos la única comunidad que efectivamente hemos recaudado", ha indicado.

Actitud "sumisa" del pp

Por su parte, la portavoz adjunta del Grupo Socialista en el Parlamento extremeño, María Ascensión Murillo, ha señalado en su intervención que el PP ha presentado una propuesta de pronunciamiento, para iniciar negociaciones sobre la compensación, con la que los 'populares' "bajan los brazos, adoptan una actitud sumisa ante el Gobierno de España".

A su juicio, el PP acepta así "la retirada de un impuesto que acaba de ser declarado constitucional", al mismo tiempo que ha asegurado que el PP "tira la toalla, no va a pelear por el impuesto".

"Esto hace que el Partido Socialista, también en el día de ayer, registrase una propuesta de impulso que los que busca es tratar de subsanar esa actitud del Partido Popular, tratar de reconvenir a considerar querer pelear por los intereses de Extremadura", ha explicado en su intervención.

Una propuesta que, según ha explicado, busca en primer lugar "negociar" con el Gobierno de España el mantenimiento de los depósitos de las entidades financieras y, en caso de que entre el vigor la ley de tasas judiciales del Ministerio de Justicia, "exigir al Gobierno de España que el nuevo impuesto tenga un gravamen nunca inferior al establecido en 2001".

Del mismo modo, ha indicado que, si el gravamen es a tipo cero, lo tendrían que pagar los ciudadanos de sus bolsillos, y no serían los bancos los que pagasen el impuesto".

De cualquier modo, ha indicado que el PSOE pide que, en caso de que el gravamen sea de tipo cero, se acuda a los tribunales a "defender los intereses de Extremadura".

"Hemos anunciado que, una vez aprobado de ese nuevo impuesto en las Cortes Generales, el Grupo Parlamentario Socialista, solos o en compañía del resto de fuerzas parlamentarias, iremos al Tribunal Constitucional, porque entendemos que nuestros impuestos no vulneran ninguna normativa", ha destacado.

Senda del diálogo

Para concluir, el portavoz del Grupo Parlamentario Popular, Miguel Cantero, ha señalado que "es más importante dialogar y negociar", antes que acudir a los tribunales.

"La vía de diálogo es más positiva que hipotecar los intereses de todos los extremeños durante años. Perece importante que se deben aunar esfuerzos", ha destacado en su intervención.

Según Cantero, "muchas veces el frente común pretendido lo que, realmente es, es el sentido común".

Consulta aquí más noticias de Badajoz.