Una calle con poca luz
Una mujer pasea por una calle sin apenas luz. ARCHIVO

Casi la mitad del territorio de Gran Canaria se ha quedado en la mañana de este miércoles sin luz debido a un incidente en la red de alta tensión que ha provocado que se desconectaran varios grupos de la central eléctrica de Unelco en Juan Grande.

La avería ocurrió -según primeras informaciones- pasadas las 09.00 horas en las instalaciones de alta tensión de Red Eléctrica de España (REE) en la subestación de Barranco de Tirajana, en el sur de la isla.

Ese incidente provocó que se desconectaran varios grupos de generación de la central de Unelco en Juan Grande, lo que dejó sin luz, literalmente, "a media isla", según reconoce la propia eléctrica del grupo Endesa.

En Las Palmas de Gran Canaria, el servicio se recuperó en algunas zonas de la ciudad pasados entre 15 y 20 minutos.

Sin embargo, a las 10.00 horas, Unelco reconocía que aún tenía clientes sin luz en el noroeste de Gran Canaria, en Arguineguín, en Telde, en las Medianías y en el sureste, porque también se ha visto afectada la subestación de Carrizal, de la que depende el suministro de Agüimes, Ingenio y parte de la ciudad de Vecindario.

Fuentes del Centro de Coordinación de Emergencias CECOES han confirmado que el apagón ha generado un gran número de llamadas al 112 de personas que se interesaban por lo que había ocurrido o que pedían ayuda por haberse quedado bloqueadas en ascensores.