Los últimos proyectos del Ayuntamiento de Vera (Almería) para el encauzamiento del río Antas, cuyo desbordamiento a finales de septiembre a causa de la gota fría que afectó al sudeste peninsular provocó graves daños en la urbanización de Pueblo Laguna, no consiguieron el visto bueno de la Junta de Andalucía ya que estaban ligados a una "operación urbanística" consistente en desviar el cauce de la rambla del Algarrobo "con el único propósito de liberar terrenos inundables para nuevas promociones inmobiliarias".

Así consta en un reciente informe de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, consultado por Europa Press, en se detalla que las pretensiones municipales pasaban por desviar el cauce de la rambla del Algarrobo hacia el río Antas "con el consiguiente aumento de volúmenes a evacuar por este río" y poder liberar así los suelos de la Laguna del Salar de Canos.

El informe garantiza que la causa de las inundaciones sufridas en Vera "no están relacionadas ni directa ni indirectamente con la falta de adecuación del tramo final del río Antas" sino que la causa "más inmediata" es la construcción de las urbanizaciones Pueblo Laguna y Puerto Rey "así como el resto de urbanizaciones que se han situado en zonas inundables".

La documentación profundiza en que sobre estas viviendas ya consolidadas en suelo inundable, el Ayuntamiento veratense solicitó en agosto de 2008 "un encauzamiento del río Antas a través de la empresa mixta municipal Codeur" cuya ejecución ambiental fue autorizada "pese a las afecciones que tenía a un LIC", pero que finalmente no se realizó "por razones presupuestarias".

Posteriormente al verano de 2008, el Ayuntamiento "ha ido cambiando sus pretensiones" y ha presentado "alternativas de obras" que "no solo pretenden la defensa de la población y la adecuación del río Antas", sino que también abogan por liberar suelos inundables para nuevas promociones urbanísticas, por lo que fueron rechazados.

Ante esto, la Junta aclara que el proyecto presentado por el Ayuntamiento de Vera en 2008 sí fue aprobado dado que la pretensión "era únicamente el encauzamiento y adecuación del río Antas", una actuación que "hubiera servido para proteger las urbanizaciones costeras próximas a la desembocadura del río".

Avenidas "extraordinarias"

No obstante, el documento puntualiza que ningún cauce está preparado para evacuar las avenidas "extraordinarias" como las que sufrió la zona el pasado día 28 de septiembre, ya que "se llegaron a superar los cálculos técnicos para un periodo de 500 años". "En el río Almanzora se llegaron a registrar entre las 12,00 y las 13,00 horas más de 3.600 metros cúbicos por segundo con subidas en la presa de Cuevas del Almanzora de hasta un metro cada 15 minutos", expone.

"La única medida que es efectiva en estos casos es que las zonas inundables estén libres de viviendas y urbanizaciones, cuestión que no se ha respetado en el caso de Pueblo Laguna y Puerto Rey", añade el informe de la Administración andaluza, en el que se indica que se ha requerido por carta al gobierno local una "solución integral" tras la visita de la zona por parte de los técnicos de la Consejería de Medio Ambiente en 2010.

De esta forma, el Gobierno andaluz recuerda que la limpieza y mantenimiento de los residuos sólidos urbanos en los cauces urbanos —como es el caso del río Antas— corresponde a los ayuntamientos, y que la Junta de Andalucía ha actuado "preventivamente" con los trabajos de adecuación de cauces para que puedan cumplir su cometido de evacuación de aguas "de avenidas ordinarias".

En el caso de Almería, se han ejecutado más de 200 actuaciones con una inversión de 2,6 millones de euros, actuando en unos 220 kilómetros de cauces provinciales, llegando a retirarse unas 33.000 toneladas de residuos, de las que el 65 por ciento corresponden a restos vegetales; un 19 por ciento a residuos sólidos urbanos; un diez por ciento a escombros y un nueve por ciento a plásticos.

En cuanto al río Antas, en los meses del septiembre y octubre del año pasado se actuó aguas arriba de su desembocadura, en el termino municipal de Antas, con la intención de recuperar las condiciones hidráulicas del río. Se actuó en dos kilómetros con una inversión de unos 20.000 euros. Asimismo, en el año 2007, se actuó sobre el cauce del río Antas adecuando un kilómetro aproximadamente, para mantener el cauce en condiciones adecuadas.

Consulta aquí más noticias de Almería.