El grupo del PSE-EE en el Ayuntamiento de Vitoria ha advertido de que la privatización de la sociedad municipal encargada de la gestión del agua (AMVISA), que "pretende" el equipo de Gobierno del PP, "encarecerá el precio del agua y reducirá los recursos económicos del Ayuntamiento, que en los tres últimos años ha visto cómo la sociedad municipal le ingresaba en sus cuentas más de 8 millones de euros".

En un comunicado, el grupo municipal socialista ha explicado que se opone a los "planes" del alcalde, Javier Maroto, porque "implican privatizar los beneficios de AMVISA y socializar las deudas que se deriven de una gestión privada".

En este sentido, el portavoz del PSE en el Consistorio, Patxi Lazcoz, ha denunciado que, "en su afán por hacer caja rápida", Maroto "pasa por alto que el agua es un bien público y que el trasvase de su gestión al ámbito privado acarreará graves perjuicios a la ciudad y a los ciudadanos".

Lazcoz ha indicado que los beneficios irían a parar "a la cuenta de resultados de una empresa privada" y las pérdidas, "al bolsillo del Ayuntamiento y de los consumidores", puesto que, "si no se cubren gastos, subirán las tarifas". "¿A quién quiere beneficiar con todo esto?", se ha preguntado.

El exalcalde de la capital alavesa ha apoyado sus palabras en el último estudio de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) sobre el precio del agua. De este informe, publicado en 2011, Lazcoz ha destacado que "20 de las 30 ciudades españolas con el precio del agua más caro tienen gestión privada".

"Si nos fijamos en las cinco primeras, veremos que cuatro de ellas han recurrido a esta fórmula de gestión. Por el contrario, Vitoria es una de las capitales donde menos se cobra", ha señalado el portavoz socialista.

Manual de rajoy

Para Lazcoz, estos datos demuestran que la gestión pública del agua es "mejor" que la privada, "tal y como refrendan los expertos en la materia". Por ello, ha estimado que la privatización "no está justificada al ir en contra del interés público", así como que "sólo responde a la aplicación del mismo manual de recortes de Mariano Rajoy que nos lleva a la privatización de la sanidad o de la educación".

Asimismo, ha recordado que AMVISA cerró 2011 "con más de 6 millones de euros de beneficios" y que su patrimonio "supera los 210 millones de euros, cinco veces más de lo que el Gobierno municipal pretende conseguir con la privatización del servicio".

En opinión de Lazcoz, "Maroto está a tiempo de rectificar, aunque ya sea demasiado tarde para recuperar los 40.000 euros que se ha gastado en justificar sus deseos de privatización", en referencia al dinero empleado en la contratación de dos informes sobre la viabilidad de introducir capital privado en AMVISA.

"En el año de la 'Green Capital', Maroto ha arrancado musgo protegido de Chile, paralizado el proyecto de bicicleta pública, recuperado la utilización de herbicidas tóxicos y, ahora, quiere privatizar el agua", ha concluido Lazcoz.

Consulta aquí más noticias de Álava.