El presidente del TSJA avisa de que los recortes "pueden dañar el buen funcionamiento de la Justicia"

Un grupo de funcionarios increpan a los responsables políticos a su llegada al acto
Acto solemne de apertura del Año Judicial 2012-2013.
Acto solemne de apertura del Año Judicial 2012-2013.
EUROPA PRESS

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA), Fernando Zubiri, ha manifestado este viernes que "los próximos meses no van a ser fáciles, pues a los recortes de derechos económicos parecen unirse otros que afectan al estatuto judicial, y pueden dañar el buen funcionamiento de la justicia".

En el acto de apertura del Año Judicial 2012-2013 celebrado en el Palacio de los Condes de Morata en Zaragoza, Zubiri ha pedido que se haga "lo posible por dotar de racionalidad a las reformas, a fin de que la merma de coste económico no limite la corrección de la Administración de Justicia".

Al acto también han asistido la presidenta del Ejecutivo autonómico, Luisa Fernanda Rudi; el presidente de las Cortes de Aragón, José Ángel Biel; el Justicia de Aragón, Fernando García Vicente, y el consejero de Presidencia y Justicia, Roberto Bermúdez de Castro, entre otras autoridades. Han sido increpados a su llegada a la sede del TSJA por un grupo de funcionarios que han protestado así contra las medidas de recorte.

Fernando Zubiri ha reivindicado "el derecho a la negociación respecto a aquellas materias que afectan directamente al estatuto del personal judicial" y ha mencionado expresamente el proyecto de reforma del estatuto del juez.

"El estatuto del Juez tiene reserva de Ley Orgánica, y especialmente de Ley Orgánica del Poder Judicial, de forma que no debe verse afectado por otras reformas", ha apostillado el presidente del TSJA, quien ha añadido que "sólo en la configuración armónica de dicha Ley Orgánica y su consideración general del Poder Judicial en el Estado de derecho puede insertarse el Estatuto del Juez español, que son garantías para los ciudadanos de poder contar con recta e imparcial justicia".

Zubiri ha incidido en que "en este momento" se plantea una modificación "sustancial" de dicho estatuto y, aunque ha reconocido el "ámbito competencia" del Gobierno central, "al que incumbe instar las reformas legislativas que estime necesaria, conforme a su programa de gobierno y a las exigencias de la situación económica en que nos encontramos", ha reivindicado el derecho de los jueces a la negociación, en relación a aquellas materias que afectan a su estatuto.

En este sentido, ha afirmado que la modificación del estatuto no debe hacerse desde "un planteamiento coorporativista, sino desde la búsqueda del mejor funcionamiento de la Administración de Justicia, que en nuestro Estado y desde el siglo XIX se ha configurado en un estatus funcionarial, pero diferenciado por la razón de la elevada función que la Constitución le otorga para el recto ejercicio de la jurisdicción".

Estado de derecho

Para el presidente del TSJA, en tiempos de crisis resulta "necesario" reforzar los "pilares en los que se fundamenta el Estado de derecho", dado que sobre ellos puede asentarse "sólidamente" la "reconstrucción económica".

Uno de estos pilares, ha continuado, es la existencia de "un poder judicial que administra justicia de forma independiente, profesional y en plazo razonable", asegurando a los litigantes "el derecho al proceso debido y a una decisión fundada en derecho".

El presidente del TSJA ha sostenido que esta garantía junto con la efectividad de lo ejecutado, "dota a los ciudadanos de una confianza en la justicia, imprescindible para el funcionamiento de instituciones políticas y del mundo empresarial y económico. Sin ella, no resulta posible asegurar los derechos y libertades ni generar inversión productiva".

Por ello, ha apostado durante su intervención por "reforzar la confianza en la Administración de Justicia". Respecto al territorio aragonés, Zubiri ha asegurado que cuenta con "estabilidad, experiencia y profesionalidad de los jueces y magistrados ejercientes. También la de los secretarios judiciales y la de los funcionarios de los cuerpos de Gestión, Tramitación Procesal y Auxilio Judicial, sin los cuales resultaría imposible el buen funcionamiento de la oficina judicial".

También ha matizado que es "necesario" mejorar "las cargas de trabajo hasta hacerlas razonables", para poder decidir "fundamentadamente" sobre los "importantes intereses en juego ante los tribunales; profundizar en la formación permanente de todos, y en la colaboración entre administraciones competentes".

Todo ello, según el presidente del TSJA, para que el funcionamiento de la justicia "resulte correcto" y se atempere "a la modificaciones legislativas en normas procesales que se acaban de producir".

Por otra parte, Fernando Zubiri ha insistido en la "importante labor de los profesionales del derecho que colaboran con la administración de justicia", entre los que se encuentran abogados, procuradores, graduados Sociales y médicos forenses.

MEDIACIÓN,

Arbitraje y conciliación

El presidente del TSJA ha manifestado la necesidad de buscar "mediación, arbitraje y conciliación" en los diversos órdenes jurisdiccionales, "puede ser un camino fecundo para el logro de la justicia al margen del proceso, con mayor agilidad y evitando, en lo posible, soluciones traumáticas".

Asimismo, ha apuntado que "aún contando con la dificultad económica del momento, podemos encontrar oportunidades para tratar acerca de las cuestiones complejas, que requieren debates y acuerdos, manteniendo siempre la meta que a todos nos debe unir: El servicio a los ciudadanos, a quienes nos debemos".

Zubiri ha deseado que la colaboración con la Consejería de Presidencia y Justicia del Gobierno de Aragón sea "fecunda", con la finalidad de poder enfrentarse a la crisis económica "con una austera utilización de los recursos económicos existentes", pero "sin mermar de los derechos de los ciudadanos".

Audiencia provincial

Fernando Zubiri también ha felicitado a la Audiencia Provincial de Zaragoza que contará "pronto" con "una sede propia", que se sitúa detrás del palacio de los Condes de Morata, "pero con la debida independencia y la necesaria amplitud".

En este sentido, ha reseñado el "importante esfuerzo económico del Gobierno de Aragón que ha permitido concluir un edificio que pronto será sede judicial".

Zubiri ha mencionado que "los últimos meses han sido convulsos", por la dimisión del anterior presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, lo que ha determinado "un cambio en la dirección del órgano de gobierno del Poder Judicial, en un momento de crisis económica y social, que es también crisis de la justicia".

Derechos de los ciudadanos

Por su parte, el Fiscal Superior de Aragón, José María Rivera, ha especificado que "en estos momentos difíciles" el ministerio público "quiere continuar siendo el garante de los derechos de los ciudadanos", y ha subrayado que los derechos fundamentales "gozan de una triple garantía: Normativa, judicial e institucional".

Rivera se ha referido a la importancia de la utilización de "nuevas tecnologías" en "estos tiempos de crisis", ya que ha considerado que son "una herramienta que ahorra tiempo y dinero, permitiendo la optimización de los recursos. Sólo por ignorancia o por ruindad pueden explicarse actitudes obstruccionistas".

De esta forma, ha hecho una "especial referencia" a la utilización de la videoconferencia, "recibida en un principio con alguna reticencia y aceptada actualmente como un medio idóneo e ideal para realizar determinadas actuaciones que exigen la intervención del Ministerio Fiscal, pero no su presencia física".

PROTESTA

Por otra parte, durante el inicio del acto de apertura del Año Judicial, funcionarios de justicia se han concentrado a las puertas del Palacio de los Condes de Morata en Zaragoza.

Así, con el objetivo de mostrar su rechazo ante los recortes realizados por el Gobierno central y por el autonómico, los funcionarios han increpado a los responsables políticos a su entrada en el acto.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento