Rajoy: "Lo más importante no es eso que ustedes llaman rescate, sino acabar con el déficit"

  • Primera entrevista de Rajoy en televisión desde que es presidente.
  • Vuelve a insistir en la necesidad e importancia de reducir el déficit.
  • Asegura que las pensiones no se tocarán. El IVA no tendrá más cambios.
  • "Estoy contento con la reforma laboral, ha funcionado muy bien", dice.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (i), durante una entrevista en la 1 de TVE en los estudios Buñuel.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (i), durante una entrevista en la 1 de TVE en los estudios Buñuel.
EFE/Diego Crespo

Primera pregunta. "¿España necesita un rescate?". Cuestión directa, pretendiendo evitar una respuesta confusa. Rajoy duda, se muestra indeciso. Casi sorprendido por este inicio en una entrevista. Y tras unos segundos, responde: "El Gobierno tiene que estudiar lo aprobado por el BCE la semana pasada. Si lo pedimos nos pueden dar el crédito, y eso ya es un dato importante que antes no sabíamos". Pero insiste: "Antes de tomar una decisión tenemos que ver las condiciones, ver si el rescate es necesario. Hay que estudiar la situación y ver si nos conviene. Sobre todo haré lo que sea bueno para los intereses generales de los españoles". Aún así, "lo más importante no es eso que ustedes llaman rescate, sino acabar con el déficit".

Esta es la primera vez que Mariano Rajoy se somete a una entrevista en televisión desde que asumió la presidencia en diciembre de 2011. Lo ha hecho en la cadena pública, a cuya sede llegó poco después de las nueve de la noche de este lunes, con algunos pitos de fondo de trabajadores de RTVE que se acercaron para increpar al presidente del Ejecutivo. Y llegó a la entrevista sin anuncios importantes, solo con el discurso de defender su gestión.

"Tengo la obligación de ser muy prudente respecto al rescate, no puedo frivolizar sobre ello", comentaba Rajoy, que insistía en el discurso mantenido en los últimos días por el Gobierno. Además, volvió a alabar el mensaje emitido por las instituciones europeas respecto al euro. "Se ha dado un mensaje de que el euro va en serio, de que es irreversible", decía.

"Si alguna prioridad hay ahora en España para tener crecimiento y bajar el paro, es reducir el déficit público. Es lo más importante que podemos hacer ahora. No podemos gastar más de lo que tenemos y así no se puede vivir permanentemente", indicaba Rajoy, que recordaba, por ejemplo, que en Francia también han hecho recortes por esta razón. E insistía: "Si hacemos bien los deberes, lograremos crecer, tener empleo y más ingresos recuperando la confianza de los inversores, que ahora no tenemos". También ha dicho que no le gustaría y no podría aceptar que le impusieran desde la UE las políticas concretas en las que tiene que reducir el gasto.

Sobre las comunidades autónomas, "se ha pedido que no gasten más de lo que ingresan" y ahora "tienen un plan de reequilibrio". Y no quiere enfrentamientos: "No estamos para problemas ni para líos ni para disputas".

"Lo vamos a cumplir", sentencia en relación a la previsión del déficit. "Los bancos pasan por enormes dificultades en estos momentos. Pero el crédito volverá a fluir. Con la creación del banco malo queremos que vuelva el crédito y que la vivienda baje su precio".

Rajoy, que recurrió en sus argumentaciones a constantes comparaciones y metáforas, aseguró que "el año que viene no será tan malo como este, siempre y cuando vayamos en la dirección que tenemos". Dato clave, el paro. "La reforma del mercado laboral es un instrumento importante para iniciar el crecimiento. Hay que hacer dos cosas: austeridad y reformas. No son incompatibles, son necesarias. La reforma laboral ha conseguido por ejemplo que los ERE no consistan solo en echar a la gente a la calle; los hay de suspensión, pero no de exclusión". "Estoy contento, es una buena reforma y ha funcionado muy bien. Ha habido críticas, pero era una necesidad", concluyó.

Respecto a las protestas, el presidente aseguró que las entiende porque incluso a él no le han gustado algunas de las reformas que ha tenido que hacer. Pero recordó que este periodo de dificultad "es transitorio y las reformas son fundamentales para que España salga de la crisis". Reconoció haber aprobado cosas que no había anunciado, pero indicó que en cuanto pueda volverá a reducir, "por ejemplo, el IRPF". Lo que se ha aprobado, "todo imprescindible, no son ocurrencias", se "puede volver a recuperar". Y descartó someterse en el Parlamento a una cuestión de confianza.

Pensiones e impuestos

Respecto a las pensiones, Rajoy afirmó que no las tocará y negó que esté negociando una rebaja en las prestaciones por jubilación como una condición para recibir la ayuda del BCE. "No tocaré las pensiones, porque el pensionista es la persona más indefensa. Lo tiene más complicado que el resto. Por eso en los Presupuestos no hemos bajado esta partida y no lo haremos". "Quiero tratar a los pensionistas de la mejor forma posible, eso para mí es una prioridad", subrayó.

También señaló que en 2013 no habrá más cambios en el IVA y anunció más 'impuestos verdes'. También expresó la posibilidad de que haya alguna modificación en el impuesto de plusvalías.

Respecto a los funcionarios, y pese a haber recibido cuestiones sobre ellos, Rajoy eludió responder sobre si habrá nuevos recortes o si tendrán nueva reducción de su salario.

Sobre la polémica del etarra enfermo de cancer Iosu Uribetxebarria Bolinaga, señaló que el Gobierno "no ha aceptado el chantaje de ETA y nunca lo hará". "Pero corresponde a los tribunales decidir, las leyes no quieren que la gente muera en la cárcel", indicó.

La próxima semana, el lunes 17 de septiembre, el secretario general del PSOE y líder del principal partido de la oposición, Alfredo Pérez Rubalcaba, será el que se someta a otra entrevista con el mismo formato en la cadena pública.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento