Izquierda Unida ha denunciado que la empresa Transaltozano plantea hacer un ERE que afectará a 92 trabajadores del transporte sanitario Urgente en Castilla-La Mancha, 32 en la provincia de Ciudad Real, después de que el Gobierno regional les haya ampliado el plazo de concesión del servicio hasta septiembre —a pesar de que concluía este mes de junio— pero con un 15% menos de presupuesto.

Aunque no están cumpliendo el pliego de condiciones y ya tienen menos trabajadores de los que exigía la Administración regional cuando realizó la adjudicación, el coordinador provincial de IU, Miguel Ramírez, ha explicado a Europa Press que ese recorte presupuestario se traducirá en despidos y, por lo tanto, aún menos personal atendiendo este servicio que podría desaparecer en algunos municipios.

En este sentido, Ramírez ha destacado el "grave perjuicio" que los despidos podrían tener en la región y, sobre todo, en una provincia como la de Ciudad Real donde hay municipios muy pequeños y distantes de los núcleos de población más importantes.

"Estamos a la espera de ver en qué lugares se producen finalmente estos despidos y se recorta el servicio para presentar mociones en los ayuntamientos de las zonas afectadas defendiendo el transporte sanitario urgente "que puede salvar muchas vidas y donde no se puede recortar", ha concluido Ramírez.