El Gobierno español ha decidido expulsar al embajador sirio en Madrid, Hussam Edin Aala, como respuesta a la represión del régimen de Bachar al Asad tras la matanza del pasado viernes en la ciudad de Hula, han informado fuentes diplomáticas.

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación ha adoptado esta medida de forma coordinada con otros países europeos, como Francia, Italia y Alemania.

Familias enteras fueron ejecutadas Así, el presidente francés, François Hollande, anunció previamente la inminente expulsión de la embajadora de Siria del país y una reunión del grupo de amigos de Siria. Por su parte, el gobierno alemán expulsó poco después al embajador sirio en Berlín, Radwan Lufti, en protesta también por la masacre de Hula. Mientras, el ministerio de Asuntos Exteriores italiano comunicó igualmente la expulsión del embajador de Siria en Italia, Hasan Jadur. Reino Unido expulsará al encargado de negocios de Siria en Londres, Ghassan Dalla.

En la matanza del pasado viernes perecieron 108 personas, de las que 49 eran niños. "Familias enteras fueron ejecutadas", según denunció este martes en Ginebra un portavoz de la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos. "En estos momentos hay indicaciones de que familias enteras recibieron disparos dentro de sus casas", dijo el portavoz Rupert Colville.

El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, confirmó en Londres la expulsión del embajador sirio en Madrid y calificó de "salvajada" la represión del régimen sirio.

La última ocasión en la que Exteriores convocó al diplomático sirio para trasladarle la queja por la represión de su régimen fue el pasado mes de febrero, al tiempo que se llamaba a consultas al embajador de España en Damasco, Julio Albi, quien permanece en Madrid. A estos pasos se unió la decisión de suspender las actividades de la embajada española en el país asiático, adoptada el pasado 6 de marzo, si bien permanecen dos diplomáticos en la oficina de la UE en Damasco.

Estados Unidos expulsa al encargado de negocios sirio

Por otro lado, Estados Unidos ha expulsado al encargado de negocios sirio en Washington, Jabbour Zuheir, quien tiene 72 horas para abandonar el país, según informó la portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland.

Estados Unidos calificó de "violaciones flagrantes" los últimos acontecimientos ocurridos en Siria y animó además a la comunidad internacional a "condenar las acciones del régimen de (Bachar) al Asad" tomando medidas similares contra los diplomáticos sirios.

"Esta masacre es la muestra más clara hasta la fecha de las flagrantes violaciones del Gobierno sirio respecto a sus obligaciones con el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas", precisó Nuland, quien subrayó que estas medidas se están llevando a cabo en coordinación con los países socios de EE.UU., "entre ellos Australia, Canadá, España, Reino Unido, Italia, Francia y Alemania".