Los grupos de la oposición en las Corts han registrado cada uno un voto particular con texto alternativo a las conclusiones que el PP ha aprobado en la comisión de investigación de Emarsa en las Corts Valencianes, que esta semana se elevarán al pleno del Parlamento valenciano para su ratificación. Así, coinciden en señalar a los 'populares' como "encubridores" de los responsables del "saqueo" de la depuradora de Pinedo, motivo por el cual han "boicoteado" el desarrollo de la comisión.

De esta manera, el PSPV afirma que el PP "no sólo ha encubierto a los autores de los presuntos delitos cometidos en Emarsa sino que tenemos sospechas de que puede haber participado en la comisión de los mismos, como demuestran los nombramientos de dirigentes, la coincidencia de cargos orgánicos con los que ostentaban responsabilidades en la depuradora, o los regalos que se han realizado entre ellos".

En este sentido, el PSPV lamenta que los 'populares' han tratado de "boicotear la investigación" al negar comparecencias y documentación. Así, lamentan el "veto" del PP a las comparecencias de quienes responsables políticos del agujero de Emarsa: la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y el presidente de las Corts, Juan Cotino, por su responsabilidad como conseller.

Asimismo, consideran que lo sucedido en Emarsa forma parte de un "sistema de corrupción" dirigido por el PP, que está "detrás" del agujero en la depuradora. Además, solicitan extender la investigación a la EPSAR, según han señalado fuentes socialistas. El PP es "un instrumento necesario e imprescindible" para que esto haya ocurrido, según han indicado los socialistas.

Compromís concluye en su escrito que la comisión "no ha tenido nunca la voluntad de investigar los hechos y la verdad y, por tanto, es un engaño a la ciudadanía y una ofensa a las Corts por parte de quien ha impuesto sus reglas y sus silencios: el PP". Además, afirma que "no se puede extraer ninguna conclusión mínimamente rigurosa".

De esta manera, la coalición critica tanto la metodología como el fondo de la comisión. En primer lugar, cuestiona el formato de "interrogatorio" de las comparecencias y el veto de las solicitadas por la oposición; así como que no se haya vuelto a requerir la comparecencia del exjefe de explotación de la EPSAR, José Juan Morenilla.

Además, considera que se ha "pervertido" el objetivo de la comisión al "escenificar ante la opinión pública que —el saqueo— ha sido un error colectivo inevitable, al no detectar a unos desaprensivos que han saquearon Emarsa sin que eso tenga trascendencia política ni consecuencias, ni esté vinculado a intereses políticos, personales o de partido".

Compromís señala que ha faltado por analizar puntos como las contrataciones de Emarsa o los responsables de los nombramientos de los dirigentes de las empresas públicas implicadas, entre otros puntos.

"caso epsar"

EUPV asegura en sus conclusiones que el "saqueo" de Emarsa se produjo "a través de una trama corrupta" y está "íntimamente relacionado" con la "cultura del enriquecimiento público a costa del erario público" que "constituye la señal de identidad del PP". Además, advierte de la posibilidad de que el caso Emarsa "no sea un caso aislado" y pueda haber un "caso Epsar".

Igualmente, denuncia que la "impunidad" de los gestores ha sido posible por el "amparo" del PP, que tenía la mayoría en los órganos de la Emshi y Emarsa. En este sentido, atribuye las responsabilidades políticas a los 'populares' en el Ayuntamiento de Valencia y la Conselleria de Medio Ambiente y, en último lugar, del expresidente del Consell Francisco Camps. Además, advierte de que el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, "no puede mantenerse al margen" de este cierre "en falso" de la comisión porque le convierte en un "encubridor".

Esta formación coincide en señalar el veto del PP a más de 60 peticiones de comparecencias de la oposición, al tiempo que recuerda la mayoría 'popular' en los consejos de administración de Emarsa. También cuestiona el precio en la facturación de los lodos.

Consulta aquí más noticias de Valencia.