Una tormenta dificulta el tráfico y causa más de 40 inundaciones

El agua estancada en el túnel de Delicias impidió la circulación más de tres horas. Cayeron 18 litros por m2 en media hora.
El centro de donación de sangre fue una de las instalaciones que resultaron inundadas tras la tormenta, que provocó problemas de tráfico y pilló a muchos de improviso. Efe.
El centro de donación de sangre fue una de las instalaciones que resultaron inundadas tras la tormenta, que provocó problemas de tráfico y pilló a muchos de improviso. Efe.
La tromba de agua que cayó ayer sobre las 17.50 horas provocó un aluvión de llamadas al servicio de emergencias 112 y a las centralitas de Policía Municipal y bomberos.En a penas media hora se registraron 18 litros por metro cuadrado, que ocasionaron «pequeñas, pero numerosas inundaciones» que obligaron a los bomberos de Valladolid a salir hasta en 40 ocasiones, «sobre todo en locales, viviendas y en algunos transfromadores». Según relataron, no dieron descanso a las bombas para achicar el agua.

Se produjeron problemas en las arquetas de la calle Platerías y en el alcantarillado de la calle Cigüeña. Se inundaron locales en las calles Imperial, Salud, Núñez de Arce o Don Sancho. También hubo problemas en un restaurante de la calle Rastro o en los garajes del paseo Juan Carlos I. Así hasta una treintena de calles, incluído el paso para peatones del Arco de Ladrillo.

Las llamadas no dejaron de alertar sobre todo tipo de sucesos: caída de árboles en la calle Costa Verde y en Ramón Pradera o semáforos con problemas en la avenida de Zamora y en la plaza de Colón.

El tráfico imposible

La lluvia nos cogió a todos de improviso, pero a los que les pilló en coche y en el centro, pagaron la novatada. El túnel deLabradores se convirtió en pocos minutos en una piscina de un metro de profundidad, que impedía a los vehículos cruzar hacia el centro y permaneció cortado hasta las 21.40 horas.

La Policía Local tuvo varios avisos ante posibles desprendimientos en los tejados de algunos inmuebles, aunque en ninguna de las actuaciones fue necesario evacuar a personas de sus hogares.

Edificios públicos como la Facultad de Medicina o el Centro de Hemodonación y Hemoterapia también sufrieron las consecunecias de la lluvia y tuvieron que achicar el agua de sus bajos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento