La presidenta de la Diputación de Alicante, Luisa Pastor, y la concejala de Cultura del Ayuntamiento de Lorca, Sandra Martínez, han presentado la pieza, procedente del Museo Arqueológico Municipal de Lorca, que permanecerá expuesta en el hall del complejo alicantino hasta el próximo mes de junio.

Esta muestra es fruto de un convenio suscrito entre la institución provincial, la Fundación MARQ y el Ayuntamiento de Lorca y cuenta con el patrocinio de la Fundación Cajamurcia.

Luisa Pastor ha señalado que "esta exposición representa un claro ejemplo de la colaboración que existe entre las distintas administraciones, no sólo de la provincia, sino de todo el territorio nacional".

La institución provincial, a través de la Fundación MARQ, ha llevado a cabo esta actuación con el objetivo de colaborar con el Ayuntamiento de Lorca en la recuperación de los bienes histórico-artísticos de la ciudad y de las colecciones depositadas en su museo arqueológico municipal, que sufrieron "importantes daños debido al seísmo del pasado año", según ha puntualizado la presidenta.

El acto ha contado también con la presencia del diputado de Cultura Juan Bautista Roselló, del director gerente de la Fundación Cajamurcia Pascual Martínez, del director técnico del MARQ Manuel Olcina, del director del Museo Arqueológico de Lorca, Andrés Martínez Rodríguez, y del adjunto a la dirección regional Alicante BMN-Cajamurcia Manuel Bonilla.

Recuperación de la pieza

La intervención realizada en la pieza, que llegó al MARQ en "un estado delicado y desintegrada en más de 150 fragmentos", ha constado de una primera fase de conservación, —consistente en el estudio de la ubicación, consolidación y limpieza de cada uno de los segmentos— y de una segunda de restauración, centrada en la reconstrucción parcial del mural y en el montaje sobre un nuevo soporte inerte.

La concejala de Cultura de Lorca, quien ha agradecido la solidaridad de la Diputación de Alicante, ha recordado que "escasos meses después del terremoto" recibieron la notificación de la ayuda por parte de la institución provincial para la restauración de una de sus piezas históricas.

"Sólo tenemos palabras de agradecimiento, no sólo por la ayuda aportada, sino por el capital humano que hemos descubierto tras una desgracia como la que sufrimos los lorquinos el pasado mes de mayo", ha apuntado.

El montaje expositivo se complementa además con un audiovisual didáctico que contribuye a comprender el significado de la pintura y con la edición de un catálogo monográfico, que se incluye dentro de la serie de publicaciones del MARQ 'Al voltant d'una peça' y que profundiza en el conocimiento de la pieza y en su contexto arqueológico.

En este sentido, Manuel Olcina ha comentado que "el trabajo realizado ha contemplado, no sólo la reintegración de los fragmentos del panel pictórico, sino también la elaboración de un catálogo bilingüe, en español y en inglés, para que Lorca, su museo y su patrimonio arqueológico tengan la máxima difusión".

Pintura mural romana

La placa de pintura mural, datada entre mediados del siglo I d.C. y mediados del siglo II d.C., formaba parte de la decoración de la villa de 'La Quintilla', construida sobre tres terrazas próximas al río Guadalentín.

El director del Museo Arqueológico de Lorca ha destacado que "la colaboración de la institución provincial ha sido esencial y ha permitido a la ciudad de Lorca y a sus vecinos recuperar poco a poco la normalidad".

En la campaña de 2001 se recuperaron restos de los muros del pasillo que comunicaba la construcción de la terraza inferior con la superior. Estas paredes, decoradas con pintura al fresco, estaban compuestas por un zócalo imitación de mármol, un paño central de fondo blanco con motivos animales y vegetales —a los que corresponde el fragmento que ahora se presenta— y una cornisa moldurada en estuco.

La villa romana de 'La Quintilla', descubierta en el año 1876 y declarada Bien de Interés Cultural (BIC) en 2004, fue uno de los establecimientos agrícolas más relevantes del antiguo territorio provincial romano de Cartagho Noua, establecido entre los siglos I y III d.C. Constituye uno de los enclaves más emblemáticos y representativos de la Región de Murcia.

Consulta aquí más noticias de Alicante.