La plantilla municipal del servicio de atención ciudadana y del teléfono 010 ha comenzado este lunes las movilizaciones en defensa de sus condiciones laborales para evitar que la empresa para la que trabaja -contratada a su vez por el Ayuntamiento de Vitoria- "aumente sus beneficios a costa del dinero público, todo ello con el consentimiento del Ayuntamiento".

En un comunicado, el Comité de trabajadores ha afirmado que el seguimiento del paro de dos horas ha sido total, permaneciendo cerradas las Oficinas de Atención al Ciudadano así como el 010.

Según han recordado, los trabajadores se movilizan en defensa de sus condiciones laborales ya que la empresa SIC, S.A., contratada por el Ayuntamiento "ha decidido al amparo de la última reforma laboral aplicar un nuevo convenio de empresa con unas retribuciones salariales y laborales peores que el Convenio Colectivo de Oficinas y Despachos de Bizkaia que se les aplicaba hasta el pasado mes de febrero".

En concreto, han explicado que las retribuciones mensuales de los trabajadores pueden bajar hasta 500 euros, mientras que SIC sigue percibiendo la misma cantidad de dinero del Ayuntamiento de Vitoria. "Los trabajadores cobran un salario menor y la empresa aumenta sus beneficios a costa del dinero público, todo ello con el consentimiento del Ayuntamiento", han denunciado.

Por ello, han señalado que las movilizaciones continuarán "mientras el Ayuntamiento de Vitoria no modifique el nuevo pliego de condiciones para prestar los servicios de 010 y Oficinas de Atención al Ciudadano", ya que "no obliga a la empresa adjudicataria a respetar y mantener las condiciones laborales de los trabajadores subcontratados".

Servicio "asentado"

"No entendemos la postura del Ayuntamiento que no se preocupa por las condiciones de trabajo de un servicio completamente asentado tras 16 años y que considera fundamental en el día a día de la ciudadanía", ha denunciado.

Asimismo, ha criticado que el Ayuntamiento haya incumplido el pliego el acuerdo del pleno del mes de octubre del 2011 en el que todos los grupos políticos se comprometían a velar por el cumplimiento de la normativa legal y garantizar los derechos colectivos de los trabajadores de las contratas y subcontratas, así como las retribuciones establecidas en los convenios del sector.

Finalmente, ha anunciado que el comité de empresa de SIC, S.A. solicitará una reunión con el alcalde, Javier Maroto (PP), para tratar la situación de los trabajadores con las condiciones reflejadas en el último pliego de subcontratación del 010 y Oficinas de Atención al Ciudadano.

Consulta aquí más noticias de Álava.