El 24 por ciento de los niños de Castilla y León recibe lactancia materna exclusiva en sus primeros meses de vida, según se desprende de los datos que la Consejería de Sanidad posee al hilo de su Programa de Promoción y Apoyo de la Lactancia Materna, que informa y educa a las familias sobre esta práctica.

Según han informado a Europa Press fuentes del Ejecutivo autonómico, la alimentación natural de los bebés gana adeptos en la Comunidad de manera que, en la década de 1998 a 2008, el porcentaje de niños de la Comunidad que fueron alimentados con lactancia artificial disminuyó del 71,7 al 43 por ciento.

En este sentido, la Consejería ha insistido en que la lactancia materna es la forma "más natural y adecuada" de aportar a los niños los nutrientes que necesitan "para un crecimiento saludable". Por este motivo, ha puesto en marcha diversas medidas de información, promoción, estudio y educación de esta práctica.

Estas recomendaciones se basan, fundamentalmente, en que la leche materna "contiene los nutrientes específicos que requieren los recién nacidos y se va adaptando, variando la proporción de estos nutrientes, a las necesidades que van surgiendo en el niño a medida que crece". Además, "es rica en anticuerpos y refuerza el sistema inmunológico del pequeño".

En el último informe cerrado en el año 2010 se obtuvieron resultados como que algunos de los motivos más frecuentes de abandono son el desarrollo de la enfermedad de la hipogalactia en la madre y el trabajo materno —siendo las razones laborales el motivo más frecuente de abandono a partir del cuarto mes de vida de los niños—, y que del total de mujeres que abandonan la lactancia materna, el 63,28 por ciento lo hacen por iniciativa propia y el 36,23 restante, por recomendación del personal sanitario. EVOLUCIÓN

Según las mismas fuentes, los estudios "han demostrado" que en Castilla y León el porcentaje de niños que presentan lactancia materna exclusiva durante los seis primeros meses de vida ha pasado de un 22 por ciento en 2008 a un 24 en 2010, con provincias como Soria o León donde este porcentaje llega incluso al 40.

Algunas de las medidas de promoción puestas en marcha por la Junta han sido la creación de una guía informativa para padres; la difusión de información sobre la lactancia en los cursos de preparación al parto; el apoyo del personal sanitario a las madres durante su hospitalización; el fomento de la Iniciativa para la Humanización de la Asistencia al Nacimiento y la Lactancia (IHAN); la formación y sensibilización a los profesionales; la divulgación de la IHAN entre la población general, y la creación de salas de lactancia y zonas habilitadas para la misma en los hospitales para proteger el derecho de las mujeres a amamantar cuando y donde ellas lo necesiten

Consulta aquí más noticias de Valladolid.