La presidenta de Castilla-La Mancha y secretaria general del PP, María Dolores Cospedal, ha señalado que su Gobierno va a trabajar en la creación de un mecanismo para facilitar a los acreedores el cobro de sus deudas, una vez entre en vigor la línea ICO puesta en marcha por el Gobierno central.

De este modo se ha pronunciado la presidenta de la región en el Primer Encuentro Empresarial con mujeres que ha organizado el Grupo Municipal Popular toledano, marco en el que ha desgranado algunas de las acciones que su Ejecutivo está llevando a cabo para generar empleo e incentivar la economía regional.

Cospedal ha indicado que serán las Consejerías de Empleo y Economía y de Hacienda las que trabajen, de la mano de las organizaciones empresariales, en este mecanismo a fin de que los empresarios que sean acreedores de ayuntamientos o de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha "no se sientan solos a la hora de iniciar los trámites".

"Toda la documentación de todas las deudas pendientes que nos hemos encontrado, que superan los 3.000 millones de euros, están documentadas con facturas y obligaciones reconocidas", ha dicho la titular del Ejecutivo regional, que ha apostillado que a su Gobierno "le ha costado mucho" encontrar estas facturas, porque "había muchas guardadas".

"Todo lo hemos preparado para presentarlo a la hora cero en que se abra la puerta, algo indispensable para que el acreedor, cuando vaya a cobrar, exista en el Tesoro o en el Instituto de Crédito Oficial un documento que reconozca que esa empresa es acreedora de la administración", ha precisado la presidenta, que se ha mostrado confiada en que esta línea ICO para Comunidades Autónomas y ayuntamientos entre en vigor en un mes.

Consulta aquí más noticias de Toledo.