La cuesta de enero se extiende a marzo por la subida del IRPF

Imagen de una sede de Hacienda.
Imagen de una sede de Hacienda.
Fernando Alvarado / EFE

Si ya ha recibido su nómina de febrero se habrá dado cuenta, y si no, el sablazo está al caer. Estos son días de cobro, y en este caso también de comprobar que este mes ha entrado en vigor la subida "temporal" del Impuesto de la Renta aprobado en diciembre por Rajoy.

Cada asalariado tiene sus circunstancias y pagará en consecuencia, aunque los técnicos de Hacienda cuantifican que la subida, de media, supondrá unos 19 euros más al mes. Por su parte, desde la Asociación Española de Asesores Fiscales (Aedaf) han hecho otros cálculos. Así, a un asalariado sin hijos con un sueldo mensual neto de unos 1.000 euros no le retienen ninguna cantidad adicional; en el caso de un soltero con un salario neto de 2.000 euros, la retención extra será de 26,6 euros al mes.

Pese a que los técnicos de Hacienda anunciaron que en febrero se haría una retención doble (debido a que se añadiría la parte correspondiente de enero), fuentes de la Agencia Tributaria han explicado a 20minutos que no será así. La parte correspondiente a enero se prorrateará en los once meses restantes del año

La subida supone un esfuerzo más para una economía golpeada por el paro y los recortes públicos y privados. Este incremento es, a pesar de todo, "especialmente severo para los niveles de renta más elevados", tal como señala un informe del Departamento de Economía Aplicada de la Universidad Complutense de Madrid, elaborado por el catedrático José Félix Sanz. Tal como sostiene este economista, esta subida "es claramente redistributiva y progresiva", por lo que hace pagar más a quien más tiene.

"El 10% de los contribuyentes más ricos pagarán una media de 1.847,2 euros más al año". Según el estudio del profesor Sanz, de los 19 millones de asalariados que hay en España, ninguno saldrá beneficiado económicamente de esta reforma. Unos 13 millones perderán renta disponible, mientras que el resto no verá modificados sus pagos.

La reforma afectará a casi todos los asalariados. Hay medidas, sin embargo, que se pueden llevar a cabo para "contrarrestar la subida", tal como indica la Organización de Consumidores OCU en su último boletín.

La idea es "solicitar a la empresa que cambie una parte del salario por retribuciones que están parcialmente exentas de tributación", señalan. Si se dispone de dietas de transporte, seguro médico, vales de comida, o guardería de empresa, por ejemplo, se disminuye la base liquidable y por lo tanto se retiene menos sin que baje el salario.

Ellos sufrirán la subida del impuesto

Rosario Gómez. Pensionista. 81 años.
"A lo que aspiramos los pensionistas es a poder pagar en un futuro la residencia. Lo que hay que hacer es adaptar las residencias a las pensiones, para que las podamos pagar. Hoy mismo he notado la bajada al ver lo que cobré este mes. Yo estoy sola (viuda y sin hijos) y no sé muy bien lo que haré. Aunque las bajadas sean de menos de 10 euros, andamos raspaditos, pero tengo fe en que esto vaya a mejor".
Franciso Martínez. Frutero. 61 años.
"No se vende nada, los meses corren solos y hay que pagar muchas cosas. Antes tenía 4 empleados, ahora, dos. Me da pena por ellos la bajada en la nómina, pero con la crisis es algo razonable. Llevo 40 años aquí y no he visto nada igual".
Paul Lema. Repartidor. 21 años.
"No tengo la nómina, pero a nada que quiten habrá que ajustar todavía más, renunciar a co-sas... vivo con mis padres y, dentro de lo malo, no me puedo quejar. Tengo una hija a la que enviar dinero a Ecuador, así que los recortes me los aplicaré yo".
Jacqueline Reyes. Peluquera. 33 años.
"Una bajada de casi 20 euros al mes nos repercute a todos. Yo tengo dos niñas y voy mal, como todo el mundo. Llevo aquí 21 años, y antes España era el mejor país del mundo para vivir, y ahora...".
José Mª Valenciano. Pescadero. 54 años.
"Hay que ir al día, aguantar, es imposible ahorrar algo. No queda otra, y habrá que apretar más desde ahora. Nunca había visto esto así, y llevo 37 años trabajando. Esto tiene que mejorar".

Análisis y partes de una nómina

La nómina es el justificante que refleja y detalla el pago de un salario, es decir, de todas las percepciones, en dinero o en especie, de un trabajador. Aquí va un desglose.

  • Datos básicos: En toda nómina deben constar los datos de la empresa (nombre, dirección, código cuenta de cotización...) y del trabajador (tipo de contrato, categoría, antigüedad...). Además, en este documento ha de constar la firma del trabajador o el comprobante bancario de que se ha efectuado el ingreso.
  • Salario base: Es el pago mensual mínimo que se realiza a un trabajador dentro de su categoría. Además, si las pagas extra están prorrateadas, se especificará la parte proporcional de las mismas.
  • Complementos: Son todas las demás cantidades que percibe el empleado: los complementos salariales (pluses de antigüedad, nocturnos, de peligrosidad...) y los complementos extrasalariales (dietas de viaje, compra de ropa de trabajo...).
  • Deducciones: Son las cantidades que se descuentan del salario bruto hasta conseguir el neto. Son, entre otras, las cotizaciones a la Seguridad Social (por accidente, contingencias comunes y el Fondo de Garantía Salarial), las retenciones a cuenta del IRPF, las deducciones por cuota sindical, por formación profesional...
Mostrar comentarios

Códigos Descuento