El presidente del Govern, José Ramón Bauzá, ha inaugurado el tren eléctrico entre Palma-Enllaç, que ha comenzado a operar esta mañana, tras una inversión de 100 millones de euros para la puesta en marcha del ferrocarril eléctrico, entre la compra de tres coches y ocho unidades de cuatro coches y la electrificación de la línea.

Así, Bauzá ha inaugurado la línea eléctrica trasladándose en tren desde la Estación Intermodal de Palma a Inca, junto al conseller de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio, Biel Company, el presidente del Parlament, Pere Rotger, la presidenta del Consell de Mallorca, Maria Salom y los alcaldes de los municipios por donde discurre el ferrocarril.

El presidente del Ejecutivo ha destacado que la puesta en marcha del tren eléctrico supone un punto de inflexión en la historia del ferrocarril de Mallorca, como supuso hace cincuenta años el paso del vapor al diesel y, en este sentido, ha recalcado que la electrificación del servicio de tren supone un cambio radical en la explotación ferroviaria y establece las bases del ferrocarril del futuro en la isla.

Así, tras la implementación progresiva de este servicio durante los dos últimos meses, en los cuales el tren eléctrico ha convivido con el diesel en el trayecto Palma-Enllaç, a partir de este jueves, esta línea será eléctrica de manera general.

De este modo, Company ha destacado que el viajero será el principal beneficiado de este nuevo servicio, "más rápido, cómodo, accesible y seguro", al tiempo que ha subrayado que en términos de servicio, la utilización de estos trenes eléctricos permitirá reducir la duración del trayecto entre Palma e Inca, puesto que disponen de una mayor capacidad de aceleración y de frenada.

Por ello, ha manifestado que todo esto comportará un tiempo de desplazamiento menor y un mayor confort para los usuarios durante el viaje.

Además, el conseller ha añadido que la modernización del servicio, que supone la circulación mediante unidades de tren eléctricas, contribuye sustancialmente al cuidado del medio ambiente, dado que, según ha recordado, los trenes eléctricos son menos ruidosos y más limpios.

Al mismo tiempo, ha resaltado que suponen una reducción de la contaminación, puesto que "se evita el tratamiento de residuos y se reduce la emisión de gases contaminantes, a la vez que se reduce considerablemente la contaminación acústica en las zonas de paso del tren, puesto que la tracción eléctrica produce niveles de ruido inferiores a los de la tracción diesel.

Asimiso, ha agregado que la tracción eléctrica significa también hablar de ahorro, tanto en términos de consumo energético como de mantenimiento, puesto que la eficacia energética de este sistema es mayor. En este sentido, ha revelado que se estima que se ahorrará al año un 25 por ciento en consumo energético y cerca del 30 por ciento en mantenimiento respecto del parque diesel actual.

Finalmente, ha informado de que la puesta en servicio de los trenes eléctricos supone un ajuste de los horarios comerciales motivado tanto por la reducción de la duración del trayecto, gracias a las mejores prestaciones de las nuevas unidades eléctricas, como por la necesidad de hacer el transbordo en la Estación de Enllaç en todos los trenes con origen o destino en Manacor o sa Pobla. Para conocer los nuevos horarios, el usuario se puede informar en la web www.trensfm.com o en el teléfono 971 177 777.