Un hombre de unos 45 años ha aparecido muerto por asfixia este lunes en una casa de una zona aislada de Bítem, una pedanía de Tortosa (Tarragona), y su mujer, de unos 40 años, ha sido ingresada muy grave en el Hospital Verge de la Cinta, han informado a Europa Press los Bomberos de la Generalitat.

Ambos han resultado intoxicados por la inhalación de algún tipo de gas, aunque no ha transcendido la causa.

Los bomberos han recibido un aviso a las 18.13 horas de este lunes, y dos dotaciones se han desplazado hasta la casa, situada cerca de la carretera T-301, donde han encontrado el cuerpo de la víctima y de la mujer.

Consulta aquí más noticias de Tarragona.